Los bancos no venden ni los pisos rebajados dos veces

stop

Sin título

27 de mayo de 2009 (13:28 CET)

¿Bajará aún más el precio de la vivienda? A juzgar por lo que contó Carles Tusquets, presidente de Fibanc-Mediolanum, en el programa La Plaça de Onda Cero Catalunya, parece que sí, y mucho.

Este martes por la noche, Tusquets comentó una conversación que había mantenido con el presidente de otro banco español sobre el mercado inmobiliario. Esta entidad se tuvo que quedar viviendas de promotores al precio de la deuda que tenían contraída y que no podían pagar. Posteriormente “hicieron una tasación independiente y se encontraron que estas viviendas ya valían menos”, explicó.

Pero, además, “sobre el valor de la tasación, aplicaron un descuento del 20% para ponerlos a la venta y ofrecían un 100% de financiación”, dijo. Pues bien, a pesar de todo ello, esta entidad “no ha podido desprenderse ni del 8% de su stock”.

Según Carles Tusquets, el precio de los pisos tiene que caer “a un precio sostenible para los salarios” porque España era el país de Europa donde más esfuerzo tenían que hacer los trabajadores para comprar una vivienda.

El presidente de Fibanc-Mediolanum afirmó igualmente que el grifo crediticio no se ha cerrado. Si los bancos dan menos préstamos se debe al hecho de que tienen que devolver los créditos con los que en su día financiaron la concesión de hipotecas. “Los pasivos tienen que equilibrarse y como los bancos tienen que devolver el dinero a quien se lo ha prestado, dispone de menos liquidez para dar un crédito”, comentó.

Para Tusquets, el sistema financiero español tiene su debilidad en la “excesiva concentración” en el sector inmobiliario pero tiene dos grandes fortalezas: las reservas anticíclicas que el Banco de España obligó a los bancos a acumular y el Fondo de Garantía de Depósitos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad