Los coches japoneses también acusan la crisis

stop

23 de abril de 2009 (20:44 CET)

La complicada situación económica global ha llegado hasta el sector de la automoción japonés, donde los principales fabricantes de vehículos sufrieron una caída histórica durante el ejercicio fiscal del 2008, que finalizó en marzo. Los cinco grandes han dejado atrás las supercifras logradas otros años, al parecer debido al descenso de ventas y a la bajada de exportaciones, que han podido caer entre un 10 y un 24%.

Toyota, el primer fabricante del mundo, es el que ha sufrido la caída más relevante: la marca registró entre abril del 2008 y marzo del 2009 un descenso interanual de sus ventas globales del 11,7%, hasta los 8,33 millones de unidades, su primer retroceso desde 1999. Toyota había registrado en el 2007 un récord de ventas de 9,43 millones de unidades. En el caso de Nissan, tercer fabricante nipón de vehículos, el descenso ha sido de un 9,9%.

Sin embargo, el más perjudicado tanto en las cifras del año fiscal como en el las del mes de marzo ha sido Mitsubishi Motors que, en términos de producción, ha sufrido un retroceso del 24,8% interanual (1.076.334 unidades), seguido de Nissan, que produjo un 16,9% menos y Toyota, que redujo su fabricación global en un 16,3%.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad