Los empresarios alertan que la corrupción empeorará la crisis

stop

Ahuyentará las inversiones, según el IEF

Sin título

10 de noviembre de 2009 (10:44 CET)

Los escándalos de corrupción que infectan las administraciones españolas no sólo ejercen un fuerte desgaste sobre la imagen pública de los políticos, también están cultivando un clima de desconfianza que congelará los flujos de inversión en nuestro país, lo que, a su vez, complicará aún más su salida de la crisis.

Así lo advirtió el presidente del Instituto de la Empresa Familiar, Simón Pedro Barceló, durante la inauguración en Zaragoza del «XII Congreso Nacional de la Empresa Familiar», donde también denunció que a los ciudadanos y a las empresas se les pida «solidaridad en forma de más impuestos, y a cambio no reciban lo que merecen: responsabilidad y valentía política para alcanzar unos acuerdos que permitan llevar a cabo las transformaciones que el país necesita».

Como si trataran del mundo exterior, los grandes empresarios han empezado a opinar sobre la corrupción y sus efectos económicos, a pesar de que es de manual saber que para que se den casos de corrupción hacen falta corruptos y corruptores.

Barceló, vinculó implícitamente las irregularidades al mundo político, la falta de consenso y el ambiente de crispación que se respira entre la clase política va camino de unirse a los problemas estructurales de nuestra economía y convertirse en una más de las razones por las que a España le cuesta más tiempo superar la crisis. Por ello, insistió en la necesidad de un pacto de Estado que ponga en macha una política económica «moderna, eficiente y coherente», así como impulsar los «valores éticos» y evitar la corrupción, un fenómeno que «hipoteca el futuro y la salida de la crisis».

Pero Barceló no fue el único empresario en trazar líneas de actuación distintas a las dibujadas por el Gobierno de Zapatero. Otros empresarios fueron también críticos.

Entrecanales: fiscalidad favorable a la inversión

El presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales, apostó por implantar una «fiscalidad beneficiosa» para las inversiones que animaría a muchas empresas a adelantar sus planes de negocio, lo que a su vez favorecería la generación de empleo. No obstante, en opinión de Entrecanales es «imprescindible» establecer una «discriminación» en estos beneficios, pues hay algunos sectores empresariales que son «clave para el desarrollo futuro del país, y otros que no lo son tanto».«El café para todos como sistema fiscal es un mal uso del único instrumento eficaz de tipo económico con que cuentan los gobiernos europeos». El presidente de una de las empresas líder en energías renovables prefirió no aventurar los sectores que deben ser primados.

Isak Andic: el Gobierno debe reducir sus costes»

El presidente de Mango,Isak Andic, apostó por una bajada de precios y costes en las empresas y por implantar una reforma laboral al estilo de Suiza, es decir, basada en la flexibilización de los horarios de los trabajadores.

Al Gobierno le recomendó «ajustar sus gastos de gestión, pero no la inversión». En cuanto a Mango, Andic reconoció que está pendiente de firmar un acuerdo para abrir unos 200 «corners», es decir, puntos de venta en los centros comerciales de Estados Unidos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad