Madrid se gastó 38 millones en la candidatura olímpica

stop

08 de octubre de 2009 (18:31 CET)

Madrid perdió la posibilidad de ser la sede de los Juegos de 2016 y también los 37,8 millones que gastó desde septiembre de 2006 para promocionar su candidatura en todo el mundo. De esta cantidad, 16,8 millones fueron aportados por el Ayuntamiento de la capital de España, mientras que los patrocinadores privados aportaron a la fallida causa 21 millones.

Estas cifras han sido dadas a conocer por el propio alcalde madrileño, Alberto Ruiz Gallardón, quien también ha anunciado que el Ayuntamiento de Madrid mantendrá en "reserva estratégica" el suelo destinado a la construcción de la Villa Olímpica y otras instalaciones por si decide optar a los Juegos de 2020, cuestión que decidirá en 2011, y trabaja con la previsión de que el estadio olímpico esté listo a mediados de 2012.

Además del suelo para la Villa Olímpica, situado junto al estadio al otro lado de la M-40, el Ayuntamiento reservará de cualquier urbanización en los próximos años el terreno anejo a los pabellones de IFEMA en los que el proyecto para 2016 preveía construir los centros internacionales de prensa y televisión para lo Juegos.

De las instalaciones deportivas previstas para 2016, Ruiz-Gallardón ha indicado que se terminarán el Centro Acuático, aunque sin la totalidad de las gradas proyectadas, que sólo serán cimentadas; y la pista de BMX del Manzanares, sufragada con cargo al Plan Estatal de Financiación Local y que estará en funcionamiento en los primeros meses de 2010.

El Real Madrid construirá su pabellón de baloncesto y el Ayuntamiento de Coslada su pabellón de voleibol, mientras que no se construirá el velódromo, la pista de voley playa de la Casa de Campo y la instalación de tiro de Paracuellos del Jarama.

Tampoco se llevarán a cabo los canales de remo y de aguas bravas, el pabellón de gimnasia y el estadio de hockey, aunque en este caso es seguro que también se reservará el suelo para no restar activos a otra posible candidatura olímpica de Madrid.

Respecto al estadio, el alcalde ha afirmado que el Atlético de Madrid, con el que el Ayuntamiento mantiene un acuerdo al respecto, iniciará en enero de 2010 las obras de demolición parcial de la estructura existente y el vaciado profundo del terreno y comenzará a principios de 2011 las obras sobre rasante. El plazo de ejecución previsto es de 30 meses, de modo que el Atlético de Madrid podría jugar en su nuevo estadio la temporada 2012-13.

Ruiz-Gallardón ha vuelto a evitar  toda queja o critica contra el COI respecto al modo en que se decantó por Río, a la que ha vuelto a felicitar y a la que ha deseado "todo el éxito del mundo". Madrid realizó en estos años a su juicio "un papel a la altura de lo que se esperaba de esta ciudad y de esta nación".

En cualquier caso, el alcalde se ha mostrado "convencido de que la llama que está ahí debe seguir viva", aunque "no hay que tener ninguna precipitación de qué año es el adecuado" en caso de decidir volver a presentar una candidatura para los Juegos Olímpicos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad