Manuel Pardos: “Fainé es el banquero promotor de la liquidación de las cajas”

stop

El presidente de Adicae critica el papel de la CECA y de las grandes cajas de ahorros en la reconversión del sector

21 de enero de 2011 (19:02 CET)

“Fainé es el banquero promotor de la liquidación de las cajas”. Así de contundente se pronunciaba Manuel Pardos, presidente de la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros (Adicae) durante el coloquio convocado en Barcelona por un conjunto de entidades que han creado una plataforma en defensa de las cajas de ahorros.

El presidente de Adicae vinculó a Fainé, presidente de la Caixa y de la Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA) con los que desde dentro de la asociación querían cambiar su estructura tradicional y recordó que había otra candidatura, liderada por Amadeo Franco, de Ibercaja, con una visión más clásica, que fue vencida.

Pardos, que realizó una intervención muy crítica con las direcciones de las cajas de ahorros, tildó a La Caixa como un “gran banco internacional”. Además, el líder de Adicae llegó a comparar las cúpulas de las cajas (CECA) con el Soviet Supremo en el antiguo régimen comunista. A pesar de ello, reconoció que los ejecutivos de las cajas han actuado en muchos aspectos como muy buenos profesionales.

En un acto en el que han participado diferentes organizaciones cívicas en la Facultad de Económicas de Barcelona se expresó el temor de que la nueva legislación que se cree a partir de la recapitalización de las cajas cambie los objetivos actuales de estas entidades. Así, se cree que si entra capital privado, los fondos que hasta ahora se dedican a la Obra Social se destinarán a remunerar a los nuevos accionistas o cuentapartícipes. También se muestran remisos, los miembros de las entidades, a la disminución de la participación de usuarios, territorio y sociedad civil en la nueva estructura fruto de los cambios que se avecinan.

Participación limitada


En el manifiesto aprobado en el acto se insta a limitar la participación privada en las cajas al 40% de las cuotas participativas con derechos políticos.

En el coloquio hubo mandobles para casi todos. Al Banco de España se le afeó, por ejemplo, que hubiese restado impasible cuando las cajas se endeudaban de manera descontrolada financiando al sector de la construcción.

También criticaron diversos ponentes que el Gobierno y el regulador financiero español “hubiesen presumido de forma desmesurada de la salud de la banca y las cajas. Éramos los campeones mundiales”, afirmaron.

Santi Cayuela, teniente de alcalde de Cerdanyola del Vallès, vinculó la ofensiva, que en su opinión han lanzado los lobbys financieros contra las cajas de ahorros y las reclamaciones que se realizan en algunos ámbitos para reordenar las competencias autonómicas, con un intento de limitar el poder de decisión financiera de Catalunya.

Muriel Casals, presidenta de Omnium Cultural reclamó, a su vez, que las cajas se mantengan bajo el paraguas de la Generalitat. En este sentido, relacionó el control catalán con la vinculación de las cajas a la inversión industrial y un cambio de estatus con una función meramente financiera.

Las asociaciones defienden el modelo actual de cajas de ahorros enviarán su manifiesto a todos los consejeros de las entidades catalanas. También quieren comprometer a los parlamentarios y reunirse con el President, Artur Mas.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad