Mínimo histórico: la inflación al –1%

stop

29 de junio de 2009 (09:16 CET)

La caída de los precios se ahonda todavía un poco más. El Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA) aumentó una décima su caída en junio y situó su tasa interanual en el -1%, con lo que ya son cuatro los meses en los que registra tasas negativas, según el indicador adelantado elaborado por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El IPCA entró por primera vez en negativo el pasado mes de marzo y, en toda la serie histórica de este indicador, que arranca en enero de 1997, no se había registrado nunca una tasa negativa. No obstante, hay que destacar que en su tasa mensual, los precios anotaron su último registro en negativo en el mes de enero y desde entonces no han hecho más que mantenerse o encarecerse.

Una de las razones que explican el descenso en tasa interanual de los precios estriba en el petróleo, que hace un año marcaba su máximo histórico. Si en junio de 2008, el barril de Brent se situaba en los 133,74 dólares, hoy se cotiza a 69,15 dólares. Una vez se supere el mes de julio, que reflejará el techo de los casi 150 dólares a que llegó el petróleo en 2008, es de prever que la inflación comience a acercarse a registros positivos.

Así lo piensa Antonio Ocaña, secretario de estado de Hacienda, que ha señalado que “sabíamos desde hace algún tiempo que el efecto del petróleo iba a dar lugar a evoluciones negativas del IPC, pero en el otoño vamos a ver cómo vuelve a cero y a tasas moderadas, pero positivas”.


La deflación, de esta forma, no se dibuja como un escenario probable, y en esta misma línea se ha manifestado Miguel Ángel Fernández Ordóñez, gobernador del Banco de España, que ha considerado "remoto" el riesgo de entrar en deflación.

Pero esta caída de los precios no está dinamizando el consumo como podría pensarse, sino que la demanda sigue anestesiada fruto de la crisis económica y el alarmismo imperante. De esta manera, las ventas del comercio minorista descendieron un 7,8% en términos constantes durante el mes de mayo, lo que supone el decimotercer descenso consecutivo. El empleo en el sector también retrocedió un 4,6% en mayo, el mayor descenso desde 2005 y el décimo consecutivo.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad