Repsol registra un beneficio de 2.711 millones €

Adolf Todó, director general de CatalunyaCaixa

26 de febrero de 2009 (10:02 CET)

Repsol-YPF registró un beneficio neto de 2.711 millones de euros en 2008 un 15% inferior al que obtuvo en el ejercicio 2007, cuando la petrolera ganó 3.188 millones de euros, informó hoy la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Repsol subrayó que los resultados de 2008 se enmarcan en un entorno caracterizado por la "brusca caída" del precio del petróleo y una "drástica" contracción de la actividad económica. Pese a ello, la petrolera destacó que el resultado operativo recurrente, sin contar la valoración de los stocks, repuntó un 4,8%, hasta alcanzar los 5.503 millones de euros.

La actividad de la participada Gas Natural aportó 555 millones, un 7,6% más, gracias a la subida media de los precios de la electricidad, a la incorporación de la actividad eléctrica en México y a la mayor actividad gasista en Brasil.

Reparto de dividendo
Por otro lado, el consejo de administración de la petrolera ha decidido proponer a la junta de accionistas el reparto de un dividendo por acción de 1,05 euros, un 5% superior al del ejercicio anterior. Con esta propuesta, la partida total destinada al pago de dividendos brutos en 2008 alcanzó los 1.282 millones, lo que supone un 47% del beneficio neto obtenido durante el ejercicio. No obstante, este incremento del dividendo es inferior al anunciado en el plan estratégico, que incluía un crecimiento de más de dos dígitos.

Para el presente ejercicio, la compañía ha puesto en marcha un plan de ahorro de costes por 1.500 millones de euros, un 10% superior al inicialmente previsto, que implica la congelación de las retribuciones del presidente, del consejo y de la alta directiva.

Coinciden estas cifras con el acuerdo a que ha llegado Repsol con el Gobierno ecuatoriano, con a mediación del ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, para formalizar un nuevo contrato el próximo marzo que equilibrar las ganancias con las del Estado suramericano.

Por áreas de negocio
La actividad de exploración y producción, 'upstream', registró un beneficio de explotación de 2.258 millones, un 20% más, y la producción de hidrocarburos alcanzó los 333.000 barriles o equivalentes al día, en línea con la del ejercicio anterior si se excluyen los cambios regulatorios en Bolivia y los cortes en Dubai y Ecuador.

En cuanto al refino y marketing, o 'downstream', el beneficio de explotación descendió un 49%, hasta 1.111 millones, debido al impacto negativo en la valoración de los activos de materias primas, así como a las pérdidas de 352 millones en el área de química.

Por otro lado, YPF redujo un 5,6% el beneficio de explotación, hasta 1.159 millones, al tiempo que las inversiones ascendieron a 1.508 millones de euros, de los que un 57% se destinó a proyectos de exploración y producción.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad