S&P amenaza con recortar el rating de las autonomías

stop

12 de agosto de 2009 (11:31 CET)

O recortan el gasto o se recortará la calificación crediticia. La agencia de calificación de riesgo Standard & Poor's lo tiene claro y ha advertido a las comunidades autónomas de que la caída de los ingresos tributarios  y el incremento de sus déficits después de inversiones provocará un "salto en las ratios de deuda durante 2010", por lo que si no se ejerce un control "vigoroso" o incluso un recorte del gasto podría revisar a la baja la calificación crediticia de estas regiones. 

La agencia ha concretado a través de un comunicado que las comunidades autónomas verán reducidos sus ingresos por IRPF, IVA, impuestos especiales y fondo de suficiencia en 20.000 millones de euros en 2010, una cuantía equivalente al 13% de los ingresos presupuestados en 2009 o más del doble de los 7.400 millones adicionales que recibirán con la reforma de la financiación autonómica en el próximo año. 

Así, la firma estima que la contracción de los ingresos netos de las comunidades autónomas durante 2010 "desembocará en un aumento sustancial de los déficits después de inversiones", un escenario que, advierte, "hace que la probabilidad de acciones negativas de rating en 2009 y 2010 sea sustancialmente mayor". 

Asimismo, añade que "en ausencia de un giro de 180º en la senda de crecimiento del gasto, pensamos que las comunidades autónomas agotarán en general los límites de déficit marcados en junio de 2009 por el Gobierno". El Ejecutivo fijó un techo de déficit del 2,5% del PIB regional para 2010 y del 1,7% en 2011. 

La agencia indicó que "incluso un cierto número de regiones, en particular aquellas que han mantenido ejecuciones presupuestarias históricamente débiles, pueden encontrarse en serias dificultades para no sobrepasar los límites máximos". 

Por tanto, Standard & Poor's prevé que "la combinación de altos déficits y la caída de los ingresos desencadenará un salto en los ratios de deuda durante 2010 sin precedentes". 

En cifras, los datos que maneja la agencia precisan que la deuda total de las regiones calificadas por Standard & Poor's podría alcanzar el 94% del presupuesto agregado de las comunidades autónomas en 2010, ratio que se situó en el 71% en 2008. Además, el ratio de sostenibilidad, que mide el número de años en que el ahorro corriente podría devolver la deuda, "acusará un deterioro más virulento". 

Expuestos estos argumentos, la agencia mandó un claro mensaje: "Sólo un control (o incluso reducción) del gasto regional, vigoroso y sin precedentes, pueden evitar una severa dislocación de las finanzas públicas, el surgimiento de desajustes presupuestarios estructurales y una expansión de los ratios de carga de deuda con posibles consecuencias sobre la calificación crediticia".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad