La Caixa gana 1.507 millones, el 12% menos

stop

La caja de ahorros catalana destinó 2.651 millones de dotaciones en 2010

28 de enero de 2011 (14:48 CET)

El beneficio neto recurrente de La Caixa se situó en 1.507 millones de euros, el 11,9% inferior al logrado en 2009, en un entorno de "duros ajustes" de precios.

En línea con la estrategia de "gran prudencia" de la entidad, se han registrado dotaciones totales por 2.651 millones, en su mayor parte para insolvencias crediticias para reforzar la fortaleza del balance.

Así, las plusvalías extraordinarias de 634 millones netos se han destinado íntegramente a provisiones, y la caja ha realizado una dotación adicional de 200 millones para la gestión futura del negocio, ha explicado en rueda de prensa el director general de La Caixa, Juan Maria Nin, que ha tildado el ejercicio de "severo y potente" en provisiones.

La Caixa ha destacado que mantiene su elevada solvencia, con un core capital del 8,6% (una décima menos que en 2009), y liquidez (19.638 millones de euros, el 6,9% del activo), con una morosidad contenida (3,71%, el 0,29% más, tras absorber Caixa Girona) y un aumento de la cobertura hasta el 70% (ocho puntos más que en 2009), sin disponer del fondo genérico para insolvencias, que se mantiene en los 1.835 millones del cierre del año 2009, gracias a la capacidad de generación de ingresos.

El volumen de negocio ha crecido un 5,2%, hasta los 437.443 millones, con un avance de los recursos de clientes del 4,2%, hasta los 247.897 millones, mientras que la inversión crediticia ha aumentado un 6,5%, hasta los 189.546 millones.

Fuerte alza de las comisiones

Las comisiones netas crecieron un 8%, hasta los 1.407 millones, por el aumento de la actividad, sobre todo en el negocio de empresas y banca de inversión, así como de fondos de inversión y seguros.

El margen de intereses cayó un 19,8%, hasta los 3.152 millones; el margen bruto fue de 6.745 millones, un 6,1% menos, y el margen de explotación cerró el año con 3.323 millones, un 8,3% menos.

El presidente de La Caixa y Criteria, Isidre Fainé, ha calificado los resultados de 2010 de "muy satisfactorios", aunque ha alertado de la guerra de depósitos "irracional e insostenible" que vive el sector, con una estabilización de los volúmenes de negocio en un contexto de márgenes "prácticamente nulos".

Ha considerado que si no se frena la guerra del pasivo, se deberá trasladar al mundo de las empresas y los ciudadanos en general. aunque ha confiado en que remita esta situación.

Fainé también se ha referido al contexto económico general, destacando que los países del sur de Europa "todavía están inmersos en la crisis de la deuda soberana", aunque ha considerado que España "en estos momentos está haciendo los deberes", y registra mejoras de expectativas, consumo, ventas y beneficios, aunque todavía no de inversión.

Cartera inmobiliaria


La cartera de inmuebles del grupo La Caixa derivada de la gestión de los créditos asciende a 3.652 millones de euros, con una cobertura del 25%, frente los 3.097 millones de 2009, con una cobertura entonces del 20%.
Fainé ha señalado que los solares están actualmente a un valor del 40% del valor de tasación, y los pisos del 52%, por lo que están "prácticamente a valor de mercado", aunque La Caixa todavía contempla dotaciones.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad