Microsoft sumerge un datacenter en el mar para ahorrar energía

stop