Cañas irá a jucio pese a que la Fiscalía ya no lo acusa

stop

Investigación judicial

El ex diputado de Ciutadans Jordi Cañas.

en Barcelona, 20 de octubre de 2015 (12:34 CET)

La Fiscalía ha pedido sobreseer la causa contra el exdiputado de C's en el Parlament Jordi Cañas por su presunta implicación en un presunto fraude de 429.203,45 euros en el impuesto de sociedades a través de un entramado societario inmobiliario en 2005.  

Pesea eso, Cañas irá a juicio dado que la Abogacía del Estado mantiene la acusación contra él. Según fuentes judiciales, el ex diputado deberá sentarse en el banquillo para responder de un delito contra la Hacienda pública, después de que la Abogacía del Estado, a diferencia de la Fiscalía, haya presentado un escrito de acusación contra él, su ex pareja y otras nueve personas involucradas en el entramado societario.

La Fiscalía pide el archivo de la causa

La Fiscalía pide el archivo de la causa para Cañas, al considerar que, aunque aceptó una factura presuntamente ficticia del entramado empresarial investigado, ésta no acabó siendo utilizada para el fraude fiscal.

Por el contrario, la Abogacía del Estado sí aprecia indicios de que, mediante dicha factura presuntamente falsa, el procesado participó en el fraude fiscal que perpetró el entramado de empresas vinculado al Grupo Corbelia, administrado por el ex cuñado del diputado, en el impuesto de sociedades del año 2005.

Presunto delito contra la Hacienda Pública

El ex diputado de Ciutadans, que dejó el Parlament a raíz del caso, fue imputado por un delito contra la Hacienda Pública por una factura de 100.050 euros que la empresa de su ex cuñado giró en febrero de 2005 a la sociedad que el político administraba, por unos servicios que la juez consideró inexistentes.

La Fiscalía admite en su escrito que dicha factura, según los informes de la Agencia Tributaria que figuran en el caso, "podría no obedecer a un servicio realmente prestado".

Asesor en el Parlamento europeo

No obstante, el fiscal cree que a lo largo de la instrucción del caso "ha quedado claramente acreditado" que la factura supuestamente ficticia girada a la empresa de Jordi Cañas "no contribuyó en ningún caso a la finalidad perseguida por los acusados, que no era otra que defraudar a la Hacienda pública".

Como consecuencia de esa investigación, Cañas fue imputado y dejó su escaño en el Parlament, pues el código ético de Ciutadans impide que las personas imputadas ocupen cargos públicos. Con posterioridad, Cañas ha sido asesor del eurodiputado por Ciutadans Juan Carlos Girauta, que encabezará la lista por Barcelona de esta formación en la generales del 20 de diciembre.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad