Duran explota: “No conozco el memorial de agravios de Mas”

stop

FUTURO DE CIU

17 de octubre de 2013 (11:59 CET)

Enero de 2001. Jordi Pujol está a punto de nombrar a Artur Mas como conseller en cap. Josep Antoni Duran Lleida es conseller de Governació, y valora dejar el Ejecutivo como acto político para mostrar su discrepancia. Duran tiene opciones para ser el sucesor, pero no aprieta el acelerador. Lo intenta, pero calibra las consecuencias. No puede. Mas es nombrado conseller en cap para ser candidato a la Generalitat. CiU se mantiene unida. Duran sigue en un segundo plano.

Y ahora la ruptura se plantea de nuevo. La situación es, tal vez, más grave, pero Duran sigue valorando siempre todos sus pasos con gran cautela. Han pasado muchos años, y lo que se dirime ahora es la independencia de Catalunya. Duran, eso sí, mantiene sus discrepancias, y esta vez son de aurora boreal: “Sí a mi me llega el documento, lo leeré con mucho gusto. Hasta la fecha no lo conozco”.

9.375 millones por incumplimientos

Duran se ha referido en una entrevista en TVE a su ignorancia sobre el memorial de agravios que presentó el martes el conseller de Presidència, Francesc Homs, tras el Consell Executiu del Govern, por el que se pide a Gobierno español una cifra de 9.375 millones de euros, por el incumplimiento de diferentes acuerdos, en materia de infraestructuras y de otros pactos. Duran asegura que no lo conocía, y que le hubiera gustado conocerlo antes y no a través de los medios de comunicación.

Que el socio de Mas no sepa qué llevaba cocinando el Govern desde hacia semanas, si es cierto lo que dicen Duran, es de una extrema gravedad. Implica que Mas y Duran viven ya de espaldas, aunque querían conseguir lo mismo, una reacción del Gobierno central que permitiera una tercera vía que ya no llega por ningún lado.

"Si a mí me llega el documento, lo leeré con mucho gusto. Hasta la fecha no lo conozco", ha revelado, tras reconocer que no se siente muy satisfecho. Duran ha insistido en que es portavoz de CiU en el Congreso, y que sobre cifras “algo sabré”, por lo que ha lamentado que no se le consultase.

Insostenible

Duran ha admitido que puede llegar el momento en el que la relación de CiU sea “insostenible”, sin descartar la ruptura. El líder de Unió, que ha aguantado lo indecible durante años, podría ahora decir basta, aunque la presión llega más desde el entorno de Mas para que sea Convergència la que deje, definitivamente, en la estacada a Duran.

El todavía secretario general de CiU ha defendido sus palabras en el Congreso, en las que pedía a Mariano Rajoy que reaccione si quiere evitar la proclamación de una declaración de independencia en el Parlament. Duran está en contra, y por ello hizo la petición a Rajoy. Pero su posición nadie la comparte.

Los medios de comunicación de Madrid le critican este jueves con especial saña, mientras que desde Barcelona se le considera un obstáculo a las aspiraciones de Convergència y de Esquerra Republicana. De hecho, fue Rajoy el primero que le pidió que haga “política y pedagogia”, para que luche e impida esa declaración de independencia. Es decir, le reclamó en Catalunya una mayor contundencia, que ya sólo puede significar una ruptura de Unió con Convergència.

En 2001 Duran no rompió. En 2013, por ahora, tampoco.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad