Los principales candidatos a la Presidencia del Gobierno en las elecciones generales, Pablo Casado (PP), Pedro Sánchez (PSOE), Albert Rivera (Cs) y Pablo Iglesias (Unidas Podemos), en el Estudio 1 en Prado del Rey, momentos antes del comienzo del primer

El debate a cuatro fracasa en audiencia respecto a los cara a cara

stop

El debate entre Sánchez, Rivera, Casado e Iglesias en RTVE fue el menos seguido de la historia de los debates electorales en España

Economía Digital

Los principales candidatos a la Presidencia del Gobierno en las elecciones generales, Pablo Casado (PP), Pedro Sánchez (PSOE), Albert Rivera (Cs) y Pablo Iglesias (Unidas Podemos), en el Estudio 1 en Prado del Rey, momentos antes del comienzo del primer

Barcelona, 23 de abril de 2019 (13:32 CET)

El esperado debate entre los candidatos a la presidencia de Gobierno ha obtenido uno de los peores niveles de audiencia de la historia de los debates electorales en España. Pese a la exagerada polémica que se generó durante la semana previa al encuentro en la televisión pública, el debate entre Pedro Sánchez (PSOE), Pablo Casado (PP); Albert Rivera (Ciudadanos) y Pablo Iglesias (Unidas Podemos) fue seguido por 8,88 millones de espectadores (43% de cuota de pantalla), aunque elevó la cifra hasta los 9,6 millones (47% de cuota de pantalla) durante el minuto de oro, según los datos de Kantar Media.

Este martes, Sánchez, Rivera, Casado e Iglesias deberán encontrarse de nuevo para un segundo round del debate en el plató de Atresmedia. Pese a la intención del líder socialista de conceder al resto de los candidatos un único debate en RTVE, la reafirmación de Iglesias, Casado y Rivera en su compromiso con Atresmedia ha generado una segunda oportunidad para los candidatos a las elecciones del 28A para ganarse a los indecisos. 

En total, casi el 31,1% de la población vio el debate en algún momento, como mínimo durante un minuto; lo que sitúa las cifras de audiencia acumulada en 14 millones de espectadores. La mayoría de ellos fueron hombres y mayores de 64 años, de clase media-alta y en ciudades de más de 500.000 habitantes. El canal más visto, con 7,2 millones de espectadores, fue La 1, que cedió la onda de emisión a varios canales ; y la Comunidad de Madrid fue la que más espectadores registró. 

Un debate electoral polémico pero poco seguido

Pese a que las cifras están por encima de la audiencia habitual del lunes por la noche, siguen resultando cifras muy bajas para un debate electoral, uno de los eventos más esperados de la campaña, y aun más cuando lo protagonizan los candidatos a presidente del Ejecutivo. En el ranking de este tipo de encuentros quedan en novena posición, por encima tan solo de aquellos debates protagonizados por cabezas de lista en otras circunscripciones o entre candidatos especializados. 

Lidera este ranking encuentro entre Mariano Rajoy (PP) y José Luis Rodríguez Zapatero (PSOE) en 2008, frente a las cámaras de Antena 3. Siguieron este cara a cara 13,04 millones de personas (59,1% de cuota de pantalla). Le siguen el debate entre Rajoy y Alfredo Pérez Rubalcaba (PSOE) en 2011, que vieron 12 millones de espectadores (54,2% de cuota de pantalla) y de nuevo Zapatero y Rajoy en 2008, que repitieron una semana después del primer debate, esta vez con menor audiencia, 11, 9 millones de personas (56,3% de cuota de pantalla). 

El cuarto lugar lo ocupa el debate pionero en esta categoría, en 1993, entre Felipe González y José María Aznar en T5, que reunió a 10.5 millones de espectadores frente a la pantalla, lo que entonces era el 75,3% de la cuota. Un debate parecido al del pasado día 22, en el que participaron Sánchez, Iglesias, Rivera y Rajoy, en diciembre de 2016, y que siguieron 10,4 millones de personas (57% de cuota), ocupa el quinto lugar.

Le siguen el cara a cara Rajoy - Sánchez (9,7 millones de espectadores; 48,7% de cuota), el protagonizado por González y Aznar en Antena3 en  1993, con 9,6 millones (61,8 cuota); y el encuentro a cuatro entre Soraya Sáenz de Santamaría, Sánchez, Rivera e Iglesias en 2015 con 9,2 millones de espectadores (48,2 % cuota de pantalla).

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad