Pintadas de Arran fuera de una casa en Girona que los independentistas confundieron por la de Llarena. Foto: Arran/Twitter

El odio político en Cataluña se dispara tras el 1-O

stop

En los meses posteriores al referéndum ilegal del 1-O se duplicaron los crímenes por odio político registrados en los primeros nueve meses de 2017

Economía Digital

Pintadas de Arran fuera de una casa en Girona que los independentistas confundieron por la de Llarena. Foto: Arran/Twitter

Barcelona, 07 de abril de 2018 (19:47 CET)

Los delitos por odio político se dispararon en Cataluña después del referéndum ilegal del 1 de octubre. En los nueve meses previos a la consulta ilegal se registraron 63 casos, y después del 1-O se contabilizaron 89 hechos.

Así lo desprende un informe presentado el viernes por los Mossos d'Esquadra. Las cifras totales de 2017 muestran que los delitos por odio político crecieron más del doble en un año de grandes tensiones por el movimiento secesionista en Cataluña.

Los delitos por odio político crecieron un 111% entre 2016 y 2017

Frente a los 72 hechos delictivos registrados en este ámbito en 2016, el año anterior la cifra ascendió a 152; es decir, creció un 111% entre un año y otro.

Los 89 delitos por odio político contabilizados después del 1-O dejaron un total de 106 víctimas, pero el informe no recoge cuántos victimarios eran independentistas ni cuántos eran contrarios a la secesión.

El conjunto de las víctimas de delitos de odio y discriminación pasó de 369 en 2016 a 589 en 2017, tomando en cuenta también aquellos crímenes por motivos religiosos, xenófobos, homofóbicos o de discapacidad.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad