En dos años la lista de espera en los hospitales madrileños  de gestión pública se ha duplicado | Wikimedia

El PSOE defiende el modelo de gestión privada en hospitales públicos

stop

Un diputado de la Asamblea de Madrid critica al consejero de Sanidad de Madrid por desconocer modelos de gestión público-privados

Economía Digital

En dos años la lista de espera en los hospitales madrileños de gestión pública se ha duplicado | Wikimedia

Barcelona, 22 de febrero de 2019 (18:22 CET)

El diputado socialista en la Asamblea de Madrid José Manuel Freire ha criticado el papel del consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, por desconocer por qué los hospitales públicos de gestión privada “hacen mejor las cosas que los otros”.

Las declaraciones de Freire vienen a raíz de la estadística sobre operaciones de cadera en la Comunidad de Madrid: los hospitales públicos gestionados privadamente operan con mayor rapidez que aquellos de gestión pública.

En ese sentido, Freire afirmó: “Ruiz Escudero debería conocer por qué unos hospitales hacen las cosas mejor que otros y por qué los de gestión privada tienen menos gente esperando”.

De hecho, el diputado por la Asamblea Socialista duda del papel del consejero en la administración madrileña: “Si yo ocupara el cargo estudiaría qué pasa, por qué los míos tienen tanta espera y por qué los otros tienen tan poca”.

Menor flexibilidad

Freire reconoce las desventajas del modelo de gestión pública: “Los factores por los que hay una mayor lista de espera en estos hospitales son complejos. Por ejemplo, el sector público dispone de menor flexibilidad para contratar médicos".

“El sector público tiene un presupuesto limitado y debe ajustarse a él. No puede contratar más traumatólogos si tiene más demanda de operaciones de rodilla, por ejemplo”, añade Freire.

Además, el diputado socialista suma: “hay que tener en cuenta que el sector privado cobra en función de la actividad que hace. Así, a más actividad, más ingresos”.

Las listas de espera se duplican

Freire se muestra preocupado con el estado de la sanidad madrileña tras conocerse que en dos años se había duplicado la lista de espera en los hospitales de gestión pública madrileños: de 200.000 pacientes a 400.000.

Aun así, el diputado aboga por aprender del modelo de gestión privada: “Está claro que si hacen algo bien, hay que imitarlos. No en vano, el problema no es el número de personas que esperan, sino durante cuánto tiempo lo hacen”.

Freire concluye: “Al fin y al cabo cuando hay muchos pacientes en espera, el verdadero problema es que hay malos gestores”.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad