En Marea da el "sorpasso" a los socialistas y el PP suaviza su caída en Galicia

stop

Los populares, con diez escaños, caen en votos dos puntos menos que a escala nacional, y los socialistas retienen seis diputados, pero pierden 147.300 votos 

Mitin de En Marea en A Coruña, en el que participó Pablo Iglesias

en A Coruña, 21 de diciembre de 2015 (00:03 CET)

Un "tsunami" de cambio asoma en Galicia. En síntesis, tras las elecciones de este domingo, el PP logra suavizar la fuerte caída que obtiene a escala nacional, y En Marea, coaligada con Podemos y aglutinada en una candidatura de unidad popular, da el "sorpasso" y adelanta al PSdeG en número de votos. Los socialistas retienen los seis escaños que tenían, pero con una pérdida de votos considerable: al 88% del escrutinio, unas 147.325 papeletas se deja el PSdeG frente a las generales de 2011.

La caída de los populares a escala nacional, unos 16,1 puntos sobre las generales del 2011, hasta quedarse con el 28,5% de los votos, se suaviza en Galicia, donde el PP logra el 37,3% y retrocede algo más de 14 puntos sobre las pasadas elecciones. Es decir, los de Núñez Feijóo están nueve puntos por encima de su partido a escala nacional, y retroceden menos, al dejarse cinco diputados, hasta quedarse en diez escaños.

La irrupción de En Marea

El PSdeG también resiste algo mejor en Galicia que a escala nacional. Se queda con el 21,5% del voto escrutado, con un retroceso de 6,3 puntos frente a las pasadas generales, ligeramente por debajo de los de Pedro Sánchez a escala nacional. Este resultado y la Ley D'Hont le permiten mantener sus seis escaños. Sin embargo, los socialistas se dejan en la batalla electoral de este domingo más de 147.325 votos, y se convierten en tercera fuerza.

El "sorpasso" de En Marea al PSdeG es evidente. Logra 358.181 papeletas, el 24,7% de los votos, nada menos que 47.873 votos por encima del los socialistas. La irrupción de En Marea, la primera vez que se mide en una convocatoria electoral nacional, se salda con la obtención de seis escaños, empatando con el PSdeG. Esos seis diputados permiten a En Marea la posibilidad de conformar grupo parlamentario propio en Madrid.

En lectura autonómica, tras las elecciones de este domingo, el resultado permitiría a En Marea y PSdeG desbancar a los populares, al obtener la suma de ambas formaciones el 46,1% del total de votos emitidos en Galicia, frente al 37,3% del PP.

Batacazo del BNG

El gran damnificado de la irrupción de nuevos partidos en la izquierda gallega, no sólo Podemos, sino también AGE --coalición de Esquerda Unida y Anova-- es el BNG, que por primera vez en 20 años no estará presente en Madrid.

El partido nacionalista camina hacia convertirse en una fuerza residual debido a la fuga de votos que ha acabado en los bolsillos de las mareas. En ninguna provincia logra alcanzar el 5% de las papeletas con la candidatura Nós, una lista de unidad popular armada tras el fracaso de las negociaciones con Podemos y Esquerda Unida para formar una candidatura unitaria.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad