España combate el ébola en África con 360.000 euros, el 0,9% de la cooperación

stop

Las ayudas para erradicar la epidemia se reparten en tres aportaciones residuales para Guinea Conakry, Sierra Leona y Liberia

El avión presidencial, adaptado para prevenir el ébola

12 de noviembre de 2014 (00:09 CET)

La Organización Mundial de la Salud hizo un llamamiento urgente el pasado verano a los países desarrollados: la ayuda a la cooperación internacional debía tener como prioridad la lucha contra el ébola en África. Después de la advertencia, la Agencia Estatal de Cooperación Española, AECID, ha respondido. El tercer trimestre del año, cuando llegaron los primeros contagiados a España, la agencia destinó 360.000 euros a esta causa, lo que supone apenas el 0,9% del presupuesto de ese organismo para atender a emergencias internacionales.

España ha destinado el tercer trimestre del año ayudas al desarrollo por más de 39 millones de euros. A pesar de que el Gobierno ha decretado la lucha contra el ébola en África como un objetivo prioritario, apenas destinó 50.000 euros el pasado trimestre a Guinea Konakry, el país donde se originó el brote mortal que ocasionó el primer contagio en España.

Las dádivas

El Gobierno ha aportado a la ONG Acción Contra el Hambre la ayuda de 50.000 euros para los programas del Ministerio de Salud del país. La agencia de cooperación también aprobó una donación de 150.000 euros para programas sanitarios en Sierra Leona, otro de los focos de la epidemia. Los recursos fueron canalizados a través de Cruz Roja.

El tercer aporte ha llegado a Liberia de manos de los Hermanos de San Juan de Dios, la orden religiosa a la que pertenecía Miguel Pajares, el primer español que falleció por el ébola. La congregación recibió 160.000 euros para la compra de equipos médicos, material de protección y desinfección, rehidratación y medicamentos.

El contraste

Las aportaciones económicas detalladas por la agencia contrastan con las del Gobierno británico este año: más de 24 millones de euros o con las concedidas por los de Suecia o Alemania: cuatro millones de euros cada uno.

España destinó 1,2 millones a la conferencia de urbanismo sostenible organizada por las Naciones Unidas; 600.000 euros a la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), encargada de elaborar “estudios de problemas de la igualdad de género” y la “gobernanza para los recursos naturales”; 300.000 euros para que la Asociación de Municipios de Honduras aprenda a gestionar sus recursos de forma más descentralizada.

Las ayudas de España al ébola en África durante el tercer trimestre supusieron casi la mitad de lo que costó el traslado del primer enfermo español en ambulancia desde Liberia: más de medio millón de euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad