Esquerra reclama sacar las urnas a la calle el 9N para desobedecer al Gobierno

stop

PROCESO SOBERANISTA

 Junqueras y Herrera./EFE/Andreu Dalmau

28 de octubre de 2014 (12:44 CET)

Los dirigentes de Esquerra Republicana han iniciado la campaña por el sí a la independencia para la consulta del 9 de noviembre. Visitan mercados, organizan charlas en los municipios, y entregan las papeletas, marcadas con el sí-sí para el 9N. Y el anuncio del Gobierno español de que impugnará, de nuevo, la consulta no les inquieta lo más mínimo.

La secretaria general de Esquerra, Marta Rovira, ha reclamado este martes a la ciudadanía catalana que “salga de casa” el 9N y que se sume a una “demostración de fuerza”.

En la misma línea se han posicionado la CUP e ICV, con el objeto de “sacar las urnas a la calle”, y mantener la campaña ya prevista. Rovira ha llegado a asegurar que el Gobierno quiere “impugnar el pensamiento”. Según la dirigente republicana, “si lo que están haciendo es usar las impugnaciones para que nos debilitemos y acomplejemos, de aquí debe salir la reacción contraria, porque están a punto de impugnarnos el pensamiento”.

Manifestación masiva

ICV también ha reaccionado. A pesar del distanciamiento inicial respecto a la nueva consulta que ofreció el President Artur Mas, los ecosocialisas reclaman que se reaccione contra el Gobierno español. La portavoz en el Parlament, Dolors Camats, ha asegurado que “la persecución que está haciendo el Gobierno español tiene la excusa jurídica y sobre todo tiene la intencionalidad política”.

La formación que lideran Joan Herrera y Dolors Camats habían apostado, desde el primer momento en el que el Gobierno suspendió la primera consulta, en una gran movilización en la calle, y en dejar de lado un sucedáneo de la consulta. Ahora, con más razón, ICV redobla su apuesta.

“Hace falta apoyar que el día 9 de noviembre sea una movilización tan o más espectacular como las últimas vividas en Cataluña, y ahora denunciando que no nos la han dejado hacer de forma legal y democrática”, ha sentenciado Camats. Y la CUP, a través de su diputado Quim Arrufat, ha pedido “desobedecer la prohibición del Estado, sacando las urnas a la calle”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad