Estafan 300.000 euros a una fiscal de Girona a través del  "tocomocho bancario"

stop

Nuevo caso de Rip Deal

María Luisa García de Eulate junto con el presidente de la Audiencia Provincial de Girona, Fernando Lacaba.

en Barcelona, 09 de julio de 2015 (18:02 CET)

El juzgado de Figueres investiga una presunta estafa de más de 300.000 euros de la que han sido víctima la fiscal de Girona, María Luisa García de Eulate, y su marido.

Según la investigación policial de los Mossos d'Esquadra, en 2011, un conocido estafador, Bimbo Georgevich, se ofreció al marido de la fiscal como intermediario para la venta de un inmueble en la provincia de Girona, propiedad del matrimonio.

La tasación inicial superaba los tres millones de euros y la comisión pactada con el intermediario se situaba en el 10%.

Según datos que obran en el sumario, Georgevich pagó en efectivo y con billetes falsos los tres millones de euros. La operación se realizó, por expresa petición del intermediario, en Italia, país en el que, en 2011, aun no estaban legalmente prohibidas estas transacciones millonarias en dinero líquido.

En España, la ley de blanqueo de capitales lo prohíbe de forma expresa.

La fiscal y su marido pagaron religiosamente

Al mismo tiempo que se cerraba el trato en Italia, Georgevich convenció al matrimonio vendedor para que le ingresase su comisión (300.000 euros) en una determinada cuenta bancaria a su nombre, cosa que la fiscal y su marido hicieron siguiendo sus indicaciones.

Todo se destapó días después, cuando el matrimonio comprobó que los billetes eran falsos. El marido de la fiscal, abogado en ejercicio, presentó la pertinente denuncia en el juzgado de guardia.

Detención, cárcel y fianza

Tras meses de indagaciones, los Mossos localizaron al sospechoso y, tras detenerlo, el juez de Figueres ordenó su ingreso en prisión. Hace unos tres meses, el imputado quedó en libertad condicional con una fianza de 25.000 euros. Fuentes próximas al caso han asegurado que el imputado se encuentra en estos momentos en Italia.

Se trata de un nuevo ejemplo de la estafa llamada rip deal, un versión actualizada del histórico timo del tocomocho.

Rip real, un timo para incautos

Rip deal (trato sucio u operación fraudulenta), es una modalidad de fraude de la que hay antecedentes desde 2003.

Los delincuentes buscan anuncios de ofertas inmobiliarias o de otros bienes como venta de relojes de lujo o joyas. Tras contactar con los vendedores, simulan una gran solvencia económica para ganarse la confianza de la potencial víctima.

Los timadores escenifican reuniones en lugares públicos con considerable estatus social como hoteles de lujo y cafeterías de renombre, tanto en España como ciudades extranjeras.

Víctimas incautas

Visten ropa de primeras marcas, lucen joyas y relojes de gama alta e incluso usurpan la identidad de personas de reconocido prestigio empresarial a nivel mundial (totalmente ajenos a esta actividad delictiva). Así se ganan la confianza de las incautas víctimas.

Economía Digital ha tratado de ponerse en contacto con la fiscal María Luisa García de Eulate quien ha declinado hacer ninguna declaración. El caso está pendiente de juicio.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad