Fallece Juan Linz, el 'padre' del 'régimen autoritario'

stop

OBITUARIO

02 de octubre de 2013 (18:02 CET)

Juan Linz, nacido en Bonn, en Alemania, falleció ayer a la edad de 87 años en New Haven, en Connecticut, donde residía. Fue Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales en 1987, y ejerció de profesor en numerosas universidades estadounidenses. Linz ha sido una referencia para generaciones de sociólogos y politólogos, con una obra muy extensa, que le hizo brillar en una etapa muy oscura en España.

Linz, de padre alemán y madre española, estudió Derecho en la Universidad de Madrid, y estudió, de forma paralela, Sociología y Ciencias Políticas. Pero su carrera profesional se desarrolló en Estados Unidos, siendo profesor en Stanford y Berkeley en 1961, y, posteriormente, en Yale, en 1968.

Dictaduras con pluralidad limitada

El debate que generó, sin embargo, y que sigue vivo en el ámbito académico y mediático, tiene relación con la naturaleza de las dictaduras. Entre sus objetos de estudio figuraron el funcionamiento y la estabilidad de las democracias, los regímenes autoritarios y fascistas, la transición a las democracias –de la que España acabó siendo un modelo exportable-- y los partidos políticos.

Linz, desde la mayor rigurosidad, acabó considerando que el franquismo se podía encuadrar en lo que él denominó como "régimen autoritario". Es decir, distinguía entre las dictaduras, al entender que el franquismo gozó de una suerte de pluralidad ideológica y social, aunque siempre de carácter limitada.

El debate sigue vivo

Analizó siempre el franquismo como una dictadura contrapuesta a las dictaduras “totalitarias”, que padecieron los países del este de la órbita soviética, y que el dramaturgo, y posterior presidente de la República Checa, Vaclav Havel, describió y analizó con detalle en sus libros.

Ello le creó animadversiones, o la acusación de que, en realidad, presentaba al franquismo como algo más amable, o más llevadero. La revisión posterior, y, principalmente en los últimos años, con la cuestión de la memoria histórica que abordó el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, ha resituado el debate.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad