Israel niega la entrada a la monja Forcades por ser "peligrosa para la seguridad"

stop

La religiosa no pudo traspasar el aeropuerto de Tel Aviv y fue devuelta a Barcelona por ser considerada "un peligro para la seguridad del país"

Teresa Forcades, monja. / EFE

Barcelona, 24 de enero de 2016 (20:08 CET)

Se suponía que iba a impartir unas clases de teología y volvería a Cataluña, pero la monja Teresa Forcades no pudo traspasar la oficina de migraciones del aeropuerto de Tel Aviv: las autoridades de Israel rechazaron su entrada y la enviaron de regreso a Barcelona.

¿La causa? Le dijeron que era "un peligro para la seguridad del país", pero no le dieron más detalles. Forcades, según declaró a la agencia Efe, sospecha que el rechazo tiene que ver con su apoyo a la flotilla que se iba a acercar víveres y medicamentos a Gaza por el Mediterráneo. La religiosa intentó participar, pero por los mareos tuvo que volver al puerto de Creta a poco de zarpar. Forcades también es reconocida por ser miembro del movimiento social Procés Constituent a Catalunya.

En el aeropuerto israelí, una funcionaria de seguridad la interrogó sobre los motivos para viajar a Israel, sus contactos en el país, su relación con Gaza y si había viajado anteriormente a territorio palestino.

Una vez concluidos el interrogatorio y los registros a ella y a la abadesa emérita del monasterio de Sant Benet de Monterrat, Montserrat Vinyes (quien sí pudo entrar en Israel), Forcades fue conducida a un avión de las líneas aéreas turcas, en las que había viajado a Israel, con las que voló hasta Estambul, donde le fue devuelto el pasaporte y desde donde regresó a Barcelona.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad