La indemnización a Iberdrola podría alcanzar los 75 millones

stop

NACIONALIZACIÓN

El presidente de Bolivia, Evo Morale

30 de diciembre de 2012 (10:39 CET)

La reciente nacionalización de cuatro filiales de Iberdrola en territorio boliviano tendrá que ser compensado en un máximo de 180 días. Según se recoge en el decreto supremo promulgado por el Gobierno de Evo Morales, este es el plazo que tiene un tasador independiente para determinar la compensación que tendrá que recibir la compañía eléctrica española.

Aunque la empresa presidida por José Ignacio González Galán no ha cuantificado hasta el momento la indemnización, expertos independientes apuntan que el valor de mercado de las filiales expropiadas es de 100 millones de dólares (75 millones de euros), según publica este domingo El País.

Gobierno comprometido

La ministra boliviana de comunicación, Amanda Dávila, ha aseverado, en declaraciones a la cadena Ser, que el Ejecutivo de Bolivia va a “pagar correcta y justamente el precio de la empresa”. Pero lo cierto es que el Gobierno de Morales todavía no ha compensado la expropiación de Transportadora de Electricidad, de la española Red Eléctrica. Una nacionalización que se efectuó hace casi ocho menos.

Morales justificaba este sábado la expropiación de las cuatro filiales de Iberdrola asegurando que el Gobierno se había “visto obligado” a tomar esta medida “para que las tarifas de servicio eléctrico sean equitativas en los departamentos de La Paz y Oruro y la calidad de servicio eléctrico sea uniforme en el área rural y en el área urbana”.

Añadió que si en el área urbana de La Paz un usuario paga 0,63 bolivianos por kilowatio/hora (casi siete céntimos de euro), en el área rural se paga 1,59 bolivianos por kilowatio/hora (más de 17 céntimos).
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad