La presidenta del Frente Nacional francés, la diputada Marine Le Pen. /EFE

La ultraderecha avanza en Europa

stop

Las elecciones europeas erigen a Marine Le Pen, Matteo Salvini y a las fuerzas pro-Brexit como primeras fuerzas en sus respectivos países

Barcelona, 27 de mayo de 2019 (02:12 CET)

Europa cierra las urnas del 26-M con un giro cerrado hacia la derecha, marcado por el auge de los principales partidos ultra conservadores, que han obtenido la mayoría de votos en varios países como Italia, Francia o Bélgica. La mayoría de estos partidos son además anti-inmigración y euroescépticos y están ganando terreno sobre la derecha moderada. 

En general, el partido con más escaños en la Eurocámara es la formación democristiana CPP, una coalición europea en la que participan los partidos de derecha popular de varios países, entre los que se encuentra el PP español. Con 178 eurodiputados, se imponen a la segunda fuerza, los socialistas del S&D, entre los que se encuentra el PSOE, que han obtenido 152 escaños. España es uno de los cinco países europeos en el que los socialistas han obtenido la mayoría de votos, mientras que la derecha se impone como primera fuerza en el resto de estados de la Unión Europea.  

La Liga Norte, el partido italiano de ultraderecha liderado por el ministro de Interior Matteo Salvini, se ha erigido como primera fuerza en el país mediterráneo. La formación registra el 29% de los votos italianos a la Eurocámara, que le garantiza unos 20 asientos en el hemiciclo comunitario. El partido de Salvini concurre a los comicios europeos como parte de una alianza llamada Europa de las Naciones y la Libertad (ENF), en la que participan miembros de formaciones y candidatos independientes identificados con las corrientes de derecha y extrema derecha europea, que ha conseguido 59 escaños en el hemiciclo europeo.  

En Francia, el Frente Republicano de Marine Le Pen ha acumulado el 23,53% de los votos, superando a su rival y presidente de la nación Emmanuel Macron, cuyo partido, que concurría en la Coalición Renaissance, se ha visto relegado al segundo lugar con  el 22,47% del electorado. 

Le Pen, cuyo partido forma pare ha llamado a formar un frente "poderoso" de ultraderecha en Europa, Macron se ha resignado: según ha informado Reuters, el presidente está "decepcionado" con el resultado, pero no tiene previsto hacer ningún cambio en sus políticas; y algunos medios internacionales le dan pocos puntos para sobrevivir a unas futuras elecciones nacionales.

Los partidos euroescépticos y anti-inmigración crecen 

Alemania ha observado un incremento de la presencia del partido de extrema derecha y anti-musulmán, Alternativa por Alemania (AfD), presidido por Alexander Gauland y Jörg Meuthen, y que ha obtenido el 10,5% de los votos. Los democratacristianos CDU, partido que lidera Angela Merkel y fuerza representativa de la derecha, han registrado su peor resultado histórico, con un 28% del voto alemán.

En una línea más antieuropea, el Brexit Party (Partido del Brexit), encabezado por Nigel Farage, ha ampliado su base de electores entre los votantes ingleses, dos días después de que la presidenta del país, Theresa May dimitiera, dejando la salida del Reino Unido de la UE en standby.

Con 10 de las 12 regiones escrutadas, la formación pro-brexit y, de momento, miembro de ENF, ya se ha apropiado 28 de los 64 eurodiputados, de un total de 73; en detrimento de los laboristas (Labour Party) y los liberales demócratas. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad