Las entidades de la Feria de Abril se rebelan y exigen la contabilidad

stop

Ocho asociaciones que integran la FECAC piden al presidente las cuentas claras del año pasado y los estados de las cuentas bancarias y las tarjetas de crédito

Feria de Abril de Cataluña.

Madrid , 13 de octubre de 2015 (23:00 CET)

Ocho entidades de la Feria de Abril de Cataluña han exigido al presidente de la Federación de Entidades Andaluzas de Cataluña, FECAC, Daniel Salinero, la presentación de las cuentas claras de la entidad. Las hermandades que celebran una de las fiestas más multitudinarias de Cataluña han pedido la presentación de la contabilidad para descartar que las presuntas irregularidades cometidas por la organización durante la gestión del expresidente, Francisco García Prieto, polémico empresario investigado por los tribunales, continúen con la actual junta. 

Las entidades del Baix Llobregat, Terrassa y Santa Coloma de Gramenet quieren asegurarse de que la nueva gestión de la Feria de Abril ha erradicado la financiación opaca que investiga la fiscalía de Barcelona durante las últimas ediciones. Por ello, han solicitado a Salinero, heredero de la gestión Francisco García Prieto, las actas los ingresos y deudas, las facturas y los compromisos de pago de la Federación.

Extractos de las tarjetas

También han exigido los extractos de las tarjetas de crédito de la junta, los movimientos bancarios y los pagos realizados al abogado de la FECAC, Javier Berzosa. La petición coordinada llega en un momento de máximo conflicto entre las dos ramas de la Feria de Abril.

El sector crítico y que denunció a García Prieto ante los tribunales mantiene un litigio por la organización de la Feria de Abril con el bando oficialista, encabezado por Daniel Salinero, a quien el propio García Prieto designó como heredero en 2009.

La sombra de la gestión anterior

Los responsables de la FECAC han respondido que la información de este año aún no está disponible aunque han asegurado que las cuentas del año pasado ya pueden ser consultadas. Los representantes de las entidades quieren comprobar con sus propios ojos que la ingente cantidad de ayudas y subvenciones se utilizan para la organización de la feria y no para satisfacer intereses particulares de los organizadores, tal como sospecha la justicia que ha ocurrido durante los últimos años.

Los tribunales investigan la gestión de García Prieto por cobrar subvenciones de eventos y celebraciones no realizadas o por solicitar ayudas de varias administraciones por un mismo concepto. El mecanismo de financiación de la Feria de Abril ha estado relacionado con administraciones controladas por el Partido Socialista de Cataluña.

La figura de Salinero

Tras la renuncia de García Prieto, el año pasado la Feria de Abril fue organizada de forma conjunta por los dos sectores enfrentados, pero este año el Ayuntamiento de Barcelona decidió otorgar la celebración del encuentro a los leales a García Prieto. La fundación FECAC (que denunció a García Prieto) tenía el contrato con el Ayuntamiento pero el gobierno de Xavier Trias decidió entregar la concesión a la Federación FECAC, liderada por el delfín Daniel Salinero.

La Feria de Abril utilizó a la empresa pública Regesa durante los años de gestión socialista para solicitar a las empresas de obras públicas la donación de dinero para cuadrar las cuentas de ediciones anteriores, según publicó este diario. El Ayuntamiento de L'Hospitalet también tiene un frente abierto porque tres partidos de la oposición (ICV-EUiA, ERC y PP) han solicitado el cese del Daniel Salinero como asesor del Ayuntamiento de L'Hospitalet, una función que compatibiliza con la de presidente de la FECAC, que se ha beneficiado de ayudas públicas de ese organismo. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad