Los Boy Scouts deben aceptar a monitores gay

stop

El presidente de la organización mueve ficha ante las críticas de las organizaciones LGBT del país para poner fin a una política discriminatoria

El presidente de los Boy Scouts, Robert Gates (izquierda), fue secretario de Defensa de EEUU y dirigió la CIA

en Barcelona, 22 de mayo de 2015 (13:07 CET)

Los Boy Scouts pondrán fin a la política de vetar como monitores de la organización a adultos homosexuales. El presidente de la organización, Robert Gates, ha solicitado que se termine con esta práctica para que la entidad pueda subsistir.

Gates, ex secretario de Defensa de EEUU entre 2006 y 2011 (último gobierno de George W. Bush y primero de Barack Obama) y director de la CIA entre 1991 y 1993, ha remarcado que no piensa alterar los conservadores estatutos de la organización juvenil, pero sí adaptar las directrices a los nuevos tiempos para evitar su desaparición.

Críticas de las organizaciones LGBT

"O los Boy Scouts cambian por sí mismos o al final será un tribunal quien les obligue", ha manifestado en la reunión anual de la entidad, celebrada en Atalanta (Georgia).

El grupo juvenil ha sido el blanco de las críticas de las asociaciones LGBT estadounidenses. De hecho, Gates asumió la presidencia con el objetivo de pasar página a una de las crisis de popularidad más importantes de la historia de los Boy Scouts.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad