Una manifestación de los CDR frente a la sede de ERC en Barcelona, el 19 de octubre de 2018. Foto: EFE/QG
stop

Los Comités de Defensa de la República se manifiestan en el aniversario del 27-O para presionar a Torra con su mantra de "independencia o dimisión"

Economía Digital

Una manifestación de los CDR frente a la sede de ERC en Barcelona, el 19 de octubre de 2018. Foto: EFE/QG

Barcelona, 27 de octubre de 2018 (18:43 CET)

Los Comités de Defensa de la República (CDR) vuelven a la carga con motivo del primer aniversario del 27-O, cuando el gobierno de Carles Puigdemont hizo una proclamación de independencia que se desvaneció en segundos. Una buena ocasión, consideran los CDR, para abanderar la consigna del separatismo radical, "independencia o dimisión", con posible acampada incluida.

Los CDR convocaron a sus militantes a una manifestación por el 27-O en la plaza de Sant Jaume, frente al Palau de la Generalitat. "Hace un año que se declaró la república catalana en el Parlament. Para nosotros no fue una declaración simbólica", comentó el grupo en su cuenta de Twitter, al extender la invitación a la protesta. "Apliquen el mandato del 1-O y del 21-D. ¡Hagan efectiva la república o dimitan!", agregó.

Los CDR: "La autodeterminación no se negocia"

Bajo los lemas "un año de renuncias y de sometimientos" y "la autodeterminación y los derechos sociales no se negocian, se conquistan", los CDR continúan en su misión de presionar al Govern de Quim Torra para que siga adelante con la vía unilateral hacia la independencia. El 19 de octubre hicieron lo mismo ante las sedes del Pdecat y ERC, acusando a los partidos de renunciar a la independencia y de traicionar a sus votantes.

Habrá también manifestaciones paralelas en Girona y otras ciudades catalanas para conmemorar el 27-O. Además, Via Independència convocó una acampada en Sant Jaume a partir de las 22:00 horas, afirmando que "no volveremos a casa" y llamando a llevar "material para quedarse varios días". La última gran acampada frente al Palau terminó con el inicio de la guerra de los CDR contra el consejero de Interior, Miquel Buch.

"Lo pagaréis. La historia os llamará traidores, Miquel Buch, Quim Torra, Govern, Ayuntamiento de Barcelona y Generalitat de Cataluña. Nos da vergüenza que no hayáis denunciado la entrada de aquellos que sólo saben hacer uso de la violencia", amenazaron los radicales después de que los mossos les desplazaran de la plaza de Sant Jaume en una manifestación el último fin de semana de septiembre.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad