Ada Colau, acompañada de la portavoz en el Congreso, Lucía Martín, y la diputada Jessica Albiach, en el consejo nacional de Catalunya en Comú. Foto: EFE/AG

Los comunes inauguran la guerra contra la "carrera fracasada" de Valls

stop

El partido de Ada Colau celebra este sábado el consejo nacional en el que se ratifica la nueva dirección del partido

Economía Digital

Ada Colau, acompañada de la portavoz en el Congreso, Lucía Martín, y la diputada Jessica Albiach, en el consejo nacional de Catalunya en Comú. Foto: EFE/AG

Barcelona, 22 de septiembre de 2018 (14:29 CET)

Aunque Manuel Valls aún no ha hecho oficial su candidatura para la alcaldía de Barcelona, los comunes ya empiezan la campaña de ataques para mantenerse al frente del ayuntamiento tras las municipales de 2019. El nuevo portavoz de Catalunya en Comú (CatComú), Joan Mena, dijo sobre el ex primer ministro francés que la capital catalana no es "refugio" para carreras políticas "fracasadas".

Mena hizo énfasis en que "estas elecciones van de Barcelona, van de los intereses de los barceloneses y las barcelonesas". "Que nadie piense que Barcelona puede ser el lugar de refugio de una carrera ya fracasada como la del señor Valls, que tiene unos índices de popularidad muy bajos en Francia", señaló el portavoz en declaraciones a los medios.

La formación celebra este sábado su consejo nacional, en el que se ratificó la nueva dirección del partido, después de que la alcaldesa Ada Colau no lograse el jueves incluir a Mena en el grupo de coordinadores en el que están ella; la primera teniente de alcalde de Castelldefels, Candela López, de ICV; y el concejal de Vilafranca en Comú, Ramon Arnabal.

El partido de Colau valora a Valls y Maragall

La formación de Colau mira con cierta distancia pero con mucho interés el movimiento de las quinielas sobre sus rivales en las elecciones municipales. "Entiendo perfectamente que estén buscando al mejor candidato porque competir con la obra de gobierno de Colau y del gobierno del cambio en Barcelona no será fácil", manifestó Mena.

El portavoz no se refiere únicamente a la candidatura de Valls, que será anunciada oficialmente el martes 25 de septiembre durante un acto público en el Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona. También habla de la renuncia de Alfred Bosch a ser candidato de ERC y de la previsión de que tome el relevo el conseller de Acción Exterior, Ernest Maragall.

"Más que los nombres, nos interesa mucho cuál es el proyecto político que defienden", apuntó Mena. Al partido le interesa saber si Maragall quiere "construir la Barcelona del cambio y del futuro" o si continuará "defendiendo el veto a la conexión del tranvía por la Diagonal". 

Catalunya en Comú ratifica su estrategia

Durante el consejo nacional de Catalunya en Comú también se debatió la estrategia a seguir en las municipales tras la marcha abrupta de Xavier Domènech y el reforzamiento del liderazgo de Colau al frente de la formación. La comisión ejecutiva aprobó la propuesta de la alcaldesa el viernes y el partido la ratificó este sábado, avalando así a tres coordinadores y seis secretarías.

Mena defiende que estos cambios no implican una transformación estratégica en los objetivos políticos del partido, que se mantiene en sus posturas sobre la soberanía de Cataluña en favor de denunciar la "violencia del 1 de octubre", pedir la libertad de los políticos presos catalanes y trabajar para lograr una "distensión" del conficto.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad