Mas en el discurso de final de año de 2014

Mas insiste en la unidad como garantía para los objetivos políticos del país

stop

MENSAJE DE FIN DE AÑO

Barcelona, 30 de diciembre de 2015 (20:24 CET)

Quienes como Oriol Junqueras tuvieran puestas sus esperanzas en que el President anunciara el adelanto de las elecciones autonómicas en su discurso de Final de Año se habrán visto decepcionados.

Artur Mas no ha dado ninguna pista sobre el asunto más allá de asegurar que en "estas próximas semanas habrá que tomar nuevas decisiones complicadas y no exentas de riesgo". Una frase que sirve absolutamente para todo, porque en la coyuntura actual cualquier decisión -incluso la no decisión- tiene peligro.

El mérito del 9N


Además, eso sí, de subrayar las grandes ventajas y beneficios de la unidad entre los catalanes, como se ha visto en el 9N, un hito que Mas ha capitalizado abiertamente. "Si entonces no dudé al asumir personalmente las decisiones que creía más adecuadas, también lo haré en los próximos pasos que nos toca dar como país".

Unidad y valentía o, dicho en otras palabras, lista única –unitaria- para concurrir a las próximas elecciones en el caso de que se adelanten.

Un mensaje optimista


El President quiso despedir el año con un mensaje de optimismo. Desde su punto de vista, 2014 ha sido un año con tres cambios importantes y esperanzadores.

Uno de ellos, ha dicho, es que por primera vez "en tres siglos" los catalanes que quisieron hacerlo pudieron votar a favor del futuro político del país, "incluso de la libertad política de Cataluña".

El President no habla de la mayoría


Pese a que Mas ha recordado que "muchos votaron, tantos como casi 2.350.000 personas", en ningún momento ha aludido a la mayoría, ni a la inmensa mayoría de los catalanes como suelen hacer los dirigentes más independentistas de su partido y los de ERC.

Ese tono institucional y medidamente distanciado de la lucha política del día a día no ha impedido que presentara el 9N como un "ejercicio de autoafirmación", incluyendo en él a quienes acudieron a los colegios a votar en contra de las tesis de los convocantes.

Mejora económica


Otra de las novedades de 2014 ha sido que por primera vez desde que se inició la crisis las cifras de desempleo presentan alguna mejoría, como ha ocurrido con el crecimiento económico. Aunque esos datos no suponen, de momento, una reducción de las desigualdades ni de la pobreza, el President confía en que 2015 confirme y consolide la tendencia.

La corrupción


Pese al reguero de escándalos políticos de corrupción y de evasión fiscal que han sacudido a Cataluña a lo largo de 2014, especialmente implicando a personajes cercanos al partido del President y a él mismo, Artur Mas entiende que el país ha dado un paso adelante en la transparencia y en la exigencia "de responsabilidades cuando algún gobernante o servidor público comete" irregularidades.

"Ahora existe una conciencia más extensa y una exigencia más grande para erradicar las malas prácticas o las prácticas dudosas y para instaurar unas administraciones más ágiles, más cercanas y más transparentes".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad