El presidente de la Generalitat, Quim Torra, en el centro penitenciario de Soto del Real después de reunirse con los presos independentistas. /EFE

Quim Torra calienta el juicio del 'procés'

stop

El presidente de la Generalitat doblará la apuesta por la autodeterminación si el Tribunal Supremo condena a los dirigentes independentistas

Economía Digital

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, en el centro penitenciario de Soto del Real después de reunirse con los presos independentistas. /EFE

Barcelona, 11 de febrero de 2019 (11:13 CET)

Lejos de rebajar el tono para que Pedro Sánchez retome el diálogo con los soberanistas, Quim Torra ha optado este lunes por doblar la apuesta. El presidente de la Generalitat ha descartado realizar cualquier tipo de renuncia para retomar las conversaciones con el Gobierno y, de hecho, ha incrementado las exigencias: la figura del relator debe ser "internacional", la autodeterminación debe estar sobre la mesa y el Estado debe comprometerse "al fin de la represión".

Torra ha puesto estas condiciones durante una entrevista en Catalunya Ràdio que ha protagonizado en la víspera del juicio del 1-O, que comienza este martes en el Tribunal Supremo.

Sobre la futura sentencia del Supremo, el presidente de la Generalitat subrayó que no aceptará ningún fallo condenatorio y aseguró que, en caso de producirse, su respuesta no consistirá en la convocatoria de elecciones anticipadas al Parlament de Cataluña. 

La vía unilateral

El líder soberanista no ha tenido inconveniente en especular con una nueva declaración de independencia una vez se conozca de la sentencia del Supremo. "Si las sentencias no son de absolución, es necesaria una respuesta democrática sobre el derecho a la autodeterminación"dijo. Y deslizó: "¿La vía unilateral? Debo lealtad sólo al Parlamento de Cataluña".

La idea del presidente de la Generalitat es "concentrarse en el juicio" a partir de este martes, aunque aseguró que no descarta negociar una oferta del Gobierno antes de la votación de las enmiendas a la totalidad de los presupuestos, el miércoles. En este sentido, Torra, tras considerar que el Gobierno se ha levantado de la mesa de diálogo, dijo que él sigue "atornillado" a la misma.

No obstante, el presidente de la Generalitat urgió a Pedro Sánchez a decidirse: "Ante el fracaso de la ultraderecha y la pinza que hace la vieja y rancia guardia del PSOE, el presidente Sánchez debe tener el valor de romper con todo esto y escuchar a la sociedad española, y por una vez escuchar también el clamor por la democracia, la libertad y los derechos de los pueblos", ha dicho. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad