Rajoy deja en manos de Sánchez la formación de gobierno, pero no renuncia a su investidura

stop

El líder del PP insiste en que el socialista se niega al diálogo y mantiene su apuesta por un ejecutivo de "moderación" con populares, PSOE y Ciudadanos

Rajoy, este martes, en Moncloa. / EFE

Barcelona, 02 de febrero de 2016 (19:14 CET)

Mariano Rajoy no tira la toalla. Insiste en que lo mejor para España es un gobierno de "moderación". Una gran coalición liderada por el PP e integrada también por el PSOE y por Ciudadanos.

Pero Rajoy lo tiene difícil para articular ese gobierno, porque el líder socialista, Pedro Sánchez, no quiere ver a los populares ni en pintura y ha repetido estos días hasta la saciedad que su partido no pactará con el PP.

Alianza de Sánchez con Podemos

Este martes por la mañana, Sánchez se reunió con el rey. Por la tarde, fue Rajoy quien visitó al monarca. Sánchez quiere formar gobierno y presidirlo. Seguramente, con Podemos como principal aliado.

Para que esa alianza llegue a materializarse, se necesitará el apoyo, o como mínimo la abstención, de las fuerzas independentistas catalanas o de alguna de éstas y el PNV.

Última oportunidad

Ahora, será Sánchez quien mueva ficha y busque ese pacto. Si fracasa, a Rajoy le quedará la oportunidad de volver a intentar su famosa coalición.

El rey no ha pedido a Rajoy que forme gobierno, pero sí ha llamado al presidente del Congreso, Patxi López a la Zarzuela. A última hora de la tarde anunciará si encarga o no a Sánchez que proponga su investidura. Ésa es, en este momento, la opción que tiene más fuerza.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad