Rajoy lanza el dardo: "el trato de la corrupción en las televisiones" han dañado al PP

stop

JORNADAS DE SITGES

Manel Manchón

Mariano Rajoy(izq.), junto a Antón Costas (der.), en las conferencias del Círculo de Economía, en Sitges
Mariano Rajoy(izq.), junto a Antón Costas (der.), en las conferencias del Círculo de Economía, en Sitges

Sitges, 30 de mayo de 2015 (13:15 CET)

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, nunca improvisa, ni ante Antón Costas, un gallego como él, al que le encantan las sutilezas. Ante el presidente del Círculo de Economía, Rajoy ha detallado las reformas del Gobierno desde 2012, con el propósito de dejar claro que no tocará nada de su política económica, capaz, a su juicio, de llevar a España a la senda del crecimiento.

En ese flanco se siente seguro, pero ante el foro empresarial, en las jornadas de Sitges, ha admitido que la "corrupción", el "goteo de casos de corrupción", han dañado a su partido, que sufrió una pérdida de más de dos millones y medio de votos en las elecciones autonómicas y locales del pasado domingo.

Cambiar las cosas que se han hecho mal

Sin embargo, Rajoy ha precisado. En un contexto de más diversidad mediática, con la aparición de nuevos partidos, y con una agitación social enorme, el presidente del Gobierno ha considerado que los casos de corrupción se han dimensionado.

"La corrupción ha afectado –el caso Bárcenas como uno de los principales—pero lo que ha afectado más es el trato de esa corrupción, el trato en las televisiones", ha admitido.

Es decir, Rajoy, que se ha mostrado dispuesto a "cambiar las cosas que hemos hecho mal", se ha parapetado en una cierta predisposición de algunos medios de ir en contra del PP, sin entrar en cuestiones concretas sobre qué debería hacer su partido para darle la vuelta, y ser, de nuevo, el gran partido mayoritario que fue en las elecciones de 2011, con la mayoría absoluta.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad