Un grupo de independentistas entre el público de la inauguración de los Juegos Mediterráneos, en Tarragona. Foto: EFE/DA

El secesionismo fantasea con un "detector de indepes" en Tarragona

stop

Las pitadas a Quim Torra en la inauguración de los Juegos Mediterráneos, en Tarragona, suscitan todo tipo de teorías de conspiración en el secesionismo

Barcelona, 24 de junio de 2018 (12:48 CET)

Otro espejismo del secesionismo. Tras las pitadas que recibió el presidente catalán Quim Torra en la inauguración de los Juegos Mediterráneos, el viernes en Tarragona, el independentismo dibuja todo tipo de conspiraciones respecto al reparto de entradas al recinto.

Apoyados desde la cima del gobierno catalán, con las acusaciones de Elsa Artadi y Ernest Maragall de que la ceremonia tuvo un público "seleccionado", algunos independentistas han desarrollado en Twitter sus tesis sobre lo acontecido la noche del viernes en el estadio del Nàstic.

Algunos independentistas han llegado incluso al extremo de acusar a Ticketmaster, la empresa encargada de la venta de entradas, de poner en marcha un "detector de indepes" y de vender el mínimo de entradas al público para regalar las demás a los unionistas.

Un vídeo del abucheo a Torra se viralizó desde la noche del viernes, y en sus respuestas se puede ver un gran abanico de conspiraciones, como que al evento no dejaron entrar a quienes pensaban diferente; es decir, a los independentistas.

"Seguro que los que pitaban son intrusos pagados por el Rey", espetó otra cuenta. "Han silbado a Torra porque aquello era un campo de fachas siervos reales con entradas pagadas. SCC las regalaba a torcido y derecho", concedió otro usuario con gran creatividad imaginativa.

Otra cuenta de Twitter decorada con un lazo se arriesgó a decir que "regalaban la entrada si ivas (sic) con una bandera de Espanya (sic), y los independentistas hemos hecho boicot y no hemos ido". Otra independentista agregó a las condiciones del "regalo" de entradas pitar a Torra y cantar "viva el Rey".

"Regalaban las entradas y pedían que fueran con bandera española", dijo una tuitera. "No nos pagan por poner lazos y a vosotros sí. Que vamos a actos gratis y a vosotros os pagan hasta el bocadillo y la bandera", agregó, en otra muestra de la paranoia independentista alrededor de los Juegos Mediterráneos.

La novela se vino arriba gracias a un tuit muy popular entre los secesionistas: "La organización de los Juegos Mediterráneos tiene pánico a que el público se llene de esteladas y han decidido ponerse manos a la obra en colaboración directa con SCC". El mensaje fue publicado dos días antes de la inauguración.

Ante las declaraciones de Artadi y Maragall el sábado, el alcalde de Tarragona Josep Fèlix Ballesteros respondió que es "materialmente imposible seleccionar al público" de la inauguración, y afirmó que "no lo habríamos hecho nunca".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad