Un juez retira la pensión de invalidez a un agricultor tuerto

stop

El Tribunal Superior de Murcia retira la incapacidad al entender que puede realizar sus funciones sin problemas, a pesar de la enfermedad crónica que padece en uno de sus ojos

Un agricultor español transporta hierbas para el ganado / EFE

Barcelona, 18 de febrero de 2016 (14:29 CET)

Para trabajar en el campo no es necesario ver bien por los dos ojos. Así lo ha estimado el Tribunal Superior de Justicia de Murcia, al anular la incapacidad permanente total a un agricultor de la región. El obrero recibía una pensión por invalidez debido a una enfermedad crónica en uno de sus órganos visuales.

La sentencia, según informa Efe, estima así el recurso que el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) planteó contra la resolución que le otorgaba las ayudas por incapacidad. Ésta dejaba probado que el demandante, de 36 años, sufre fibrosis prerretiniana en el ojo derecho, una patología que le dificulta enormemente la visión. En el caso del ojo izquierdo, este agricultor cuenta con dos tercios de agudeza visual. 

Pensión vitalicia

Ante esa situación la justicia condenó al INSS a pagarle una pensión vitalicia mensual. Ahora, al revocar la sentencia, el alto tribunal murciano dice que las lesiones que padece este trabajador no tienen entidad suficiente para permanecer en la situación de incapacidad que le fue reconocida.

Y añade que, puestas en relación con las actividades que son propias de un peón agrícola, como el manejo de herramientas, cultivo de productos o recolección, entre otras, hay que señalar que "no se precisa la visión binocular, ni una especial agudeza visual, por lo que no cabe estimar que las mismas comporten impedimento para llevar a cabo todas o las más importantes".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad