En la BDM incluso se puede consultar las campañas publicitarias de los exportadores de naranjas valencianas a Europa. /BDM/UNESCO

¿Cómo pasar el confinamiento? La macrobiblioteca digital de la Unesco

stop

La Unesco publicita su biblioteca digital con motivo del confinamiento de millones de personas por el coronavirus

Economía Digital

En la BDM incluso se puede consultar las campañas publicitarias de los exportadores de naranjas valencianas a Europa. /BDM/UNESCO

Barcelona, 16 de marzo de 2020 (18:34 CET)

Para todos los que estos días se quedan en casa y, especialmente, para los escolares, hay una alternativa para pasar el confinamiento que aúna ocio y cultura: la Biblioteca Digital Mundial (BDM).

La Unesco recomienda la BDM para entretenerse y culturalizarse durante la cuarentena por el coronavirus. Es totalmente gratuita y accesible mediante Internet.

Incluye manuscritos, mapas, libros raros, fotografías, películas, grabaciones, partituras musicales, planos arquitectónicos y un sinfín de materiales de todas las culturas del mundo. La biblioteca es consultable en siete idiomas, incluido el español.

La BDM se inauguró en 2019 a instancias de la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos y de la Unesco. Sus objetivos son el fomento del entendimiento intercultural y dotar de recursos a los educadores.

Cuando Estados Unidos reingresó en la Unesco en 2003, el responsable de la biblioteca del congreso norteamericano, James H. Billington, propuso que las colecciones culturales más valiosas estuvieran abiertas a todo el mundo de forma gratuita.

Billington y Google

El proyecto de Billington se consiguió mediante una página de Internet y la colaboración desinteresada de centenares de museos, archivos, pinacotecas, filmotecas y otros centros culturales que prestaron sus fondos. Una parte de los documentos tiene derechos de autor, pero ello no impide que se puedan consultar.

Google se convirtió en el primer miembro de la corporación público-privada que gestiona la BDM. En 2005, Google donó 3 millones de dólares para su puesta en marcha.

Entre los documentos que se pueden consultar cómodamente desde casa está el planisferio de Waldseemüller, el mapa más antiguo en el que aparece América; fotografías históricas de la China imperial, del imperio otomano o de la Rusia zarista; las primeras películas de la historia y una multitud de manuscritos.

Constantemente se incorporan documentos. Los últimos que forman parte de la BDM son el Talmut babilónico y un compendio de las fiestas y ferias valencianas de 1913.

A causa del estado de alerta decretado por el Gobierno de pedro Sánchez, “millones de personas deben quedarse en casa”, recuerda Unesco. Esta situación se repite en muchos países. Por este motivo, Unesco aconseja que se aproveche el tiempo para descubrir los tesoros del mundo a través de su biblioteca.


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Hemeroteca

Coronavirus
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad