Van Rompuy: “Los retos de España no son los mismos que Grecia” 

stop

EUROPA, EN CRISIS

Van Rompuy y Zapatero en la Moncloa

12 de julio de 2011 (18:02 CET)

La Unión Europea (UE) está inmersa en la crisis más importante que debe enfrentar desde su nacimiento. Con un ojo puesto en el futuro de Grecia y el otro en el Eurostoxx, el presidente del Consejo de la UE, Herman Van Rompuy, ha lanzado este martes un mensaje que busca tranquilizar los ánimos ante la tormenta perfecta que viven los 27: “Es sumamente importante poder marcar las diferencias entre países, cada uno es distinto”.

Asimismo, ha apostado por aumentar la convergencia de la eurozona a medio plazo para superar su problema actual: la interdependencia entre países. Van Rompuy se ha mostrado favorable a buscar mecanismos entre todos los estados de la UE para que “el problema de un país --léase Grecia-- no se convierta en un problema para todos los miembros del club”.

De visita oficial en la Moncloa, el presidente europeo también ha tendido una mano a Zapatero al asegurar que “los retos de España no son los mismos que Grecia”. En esta línea, ha aplaudido las medidas que el Gobierno ha impulsado: reducir el déficit; modificar el mercado laboral y el sistema de pensiones; y reestructurar el sector financiero. “Se trata de un paquete muy creíble”, ha declarado. “Son ajustes impopulares pero necesarios para salvar el Estado del Bienestar, no para socavarlo”.

Más ajustes en las agendas nacionales

Según Van Rompuy, también se tienen que tomar iniciativas en este sentido en el resto de países para garantizar la estabilidad de la zona euro y, sobre todo, por razones nacionales. Es decir, para preservar el futuro de los 27. El presidente del Consejo ha reclamado a los líderes europeos que antepongan las medidas necesarias para evitar el contagio a sus respectivas agendas nacionales.

Por otro lado, ha defendido la continuidad del euro como moneda única "firme y sólida". Ha recordado que la situación económica de la zona es “positiva” y que desde las altas esferas de Bruselas son “plenamente conscientes” de las grandes tensiones de los mercados de deuda. “Existe un compromiso muy firme al más alto nivel para hacer lo que haga falta [para salvaguardar la estabilidad financiera]”.

Eso sí, no ha confirmado ni desmentido que el Eurogrupo se volverá a reunir de urgencia este viernes. Un encuentro que serviría para analizar la inestabilidad de los mercados e intentar pactar qué medidas se toman para frenar el riesgo de contagio de la precaria situación de Grecia.

El papel de los privados en los rescates

Finalmente, el presidente del Consejo se ha puesto al lado del BCE al apostar porque el sector privado participe en los eventuales rescates de forma voluntaria. Con la boca pequeña --Jean-Claude Trichet está a un lado del conflicto, pero Angela Merkel y Mark Rutte en el otro-- ha señalado que en su momento, el Consejo ya tomó esta decisión.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad