Colau juega con el agua de los barceloneses

stop

El Ayuntamiento de Barcelona aprueba dos mociones para municipalizar el servicio

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona. / EFE

Barcelona, 25 de noviembre de 2016 (14:46 CET)

La alcaldesa Ada Colau se ha salido con la suya. Ha conseguido abrir el camino hacia la municipalización total de la gestión del agua. Por un lado, ha visto como se aprobaba una moción de su propio grupo para abrir un debate sobre el modelo de gestión y, por otro lado, ha apoyado otra moción de la CUP para encarar la municipalización, que también se ha aprobado.  

El grupo del PSC, socio de gobierno de Ada Colau, ha votado a favor de la moción de BComú, más tibia, y se ha abstenido con la de la CUP, mucho más dura. Los republicanos, liderados por Albert Bosch, han hecho posible con su apoyo que se aprobaran las dos.  

Las mociones eran muy distintas. La de BComú plantea "abrir una línea de trabajo en el marco del ayuntamiento hacia la gestión pública directa e integral del ciclo del agua". No se fijaba ningún calendario. En cambio, la de la CUP exige directamente la "remunicipalización" del servicio.  

La primera ha obtenido los votos a favor de BComú, PSC, ERC y CUP. Los grupos de Ciudadanos y del PP se han abstenido y CiU ha votado en contra. La moción de la CUP también se ha aprobado, aunque por un solo voto de diferencia: CiU, Ciudadanos y PP la votaron en contra, pero el PSC se abstuvo en esta ocasión.  

CiU calificó las propuestas de "sectarismo ideológico"

Desde los grupos más críticos se coincidió en señalar que las propuestas eran ideológicas y nada pragmáticas. Francina Vila, de CiU, las calificó de "sectarismo ideológico". Santiago Alonso Beltrán, de C's, de "debate demagógico". Y Alberto Fernández Díaz, del PP, recordó que la alcaldesa Colau tan sólo ha conseguido reducir la factura del agua 10 céntimos anuales por habitante.  

Eloi Badia, ponente de la propuesta de BComú, indicó que con la gestión pública reducirán un 10% el recibo del agua que pagan los barceloneses. Una medida que calculó en 38,7 millones de euros.

El Supremo todavía no se ha pronunciado

Desde la oposición se recordó que la gestión del agua en Barcelona es una cuestión judicializada. El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ha anulado la sociedad mixta que se creó durante el anterior mandato del alcalde Xavier Trias. La sentencia contó con el votó en contra del presidente del tribunal y Agbar la recurrió. El Tribunal Supremo todavía no se ha pronunciado. Es probable que no lo haga hasta 2019.  

Si se municipalizase el servio antes que se pronuncie el Supremo, se corre el riesgo que el alto tribunal acepte el recurso y, en este caso, las indemnizaciones que debería pagar el Ayuntamiento serían millonarias.  

ERC plantea ahora municipalizar la recogida de basuras

El pleno del Ayuntamiento de Barcelona también ha aprobado una moción de ERC para estudiar la municipalización del servicio de recogida de basura. La propuesta se ha presentado después de destaparse un presunto fraude de FCC en la gestión del servicio que ascendería a más de 800.000 euros entre 2013 y 2015. Los dos socios del gobierno municipal, BComú y PSC, se han abstenido.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad