El 60% de los conductores españoles se ve capaz de aprobar el examen vial

stop

Un tercio de los padres españoles encuestados ha admitido sus malas costumbres con el paso de los años

Control de alcoholemia I EFE

Barcelona, 03 de diciembre de 2014 (14:12 CET)

Los padres al volante no siempre son una influencia positiva para sus hijos. El tráfico puede alterar el comportamiento de las personas y muchos de ellos subestiman el influjo negativo que pueden tener sus prisas en la carretera.

Hábitos y costumbres que la compañía de neumáticos Goodyear ha analizado en su último informe, para el que ha entrevistado a 6.805 padres noveles de 19 países. Un informe que deja al descubierto que en España, sólo el 60% de los conductores se ve capaz de aprobar el examen. Aunque no es el peor caso. En Austria, por ejemplo sólo el 39% de los conductores cree que aprobaría el examen de conducción vial.

Conducción temeraria


Aún más preocupante para la compañía es la tendencia de los padres a conducir temerariamente. Un tercio de los padres españoles encuestados ha admitido sus malas costumbres con el paso de los años (32%) frente al 26% de la media de encuestados.

Pese a ello, la imagen que creen proyectar puede nocoincidir con la realidad. El estudio sostiene que tres cuartas partes de los padres españoles opinan que sus hijos los ven como buenos conductores (76%, en línea con la media europea (77%). Otro 58% asegura, además, que sus hijos consideran su conducción como un buen ejemplo.

Más precaución


Eso sí, más de la mitad de los conductores asegura que al convertirse en padres, prestan más atención a la carretera. Así, el 66% de los españoles asegura que conduce con más cuidado. Son, incluso, más cuidadosos que la medida europea (55%), aunque lejos del 74% de los rusos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad