Nokia paga 1.700 millones por ser el único accionista de su filial de infraestructuras

stop

Nokia Siemens Network tiene unos beneficios de 820 millones de euros

01 de julio de 2013 (11:36 CET)

Nokia pagará 1.700 millones de euros para hacerse con el control del grupo de infraestructuras TIC que gestionaba a medias con Siemens, la joint venture Nokia Siemens Network (NSN).

La compañía fue presentada en sociedad en el congreso de móviles de Barcelona (Mobile World Congress) de 2007. Su principal foco es la implementación de las infraestructuras para ofrecer servicios de telefonía móvil. Opera en 150 países y sus beneficios llegan a los 820 millones de euros, según datos del ejercicio 2012.

Transacción

El fabricante de dispositivos móviles finlandés abonará a Siemens 1.200 millones de euros en efectivo cuando se cierre definitivamente el acuerdo en las próximas semanas.

Los 500 millones restantes se pagarán con un crédito garantizado que el grupo de ingeniería alemán ingresará un año después de la firma de la operación.

Continuidad

Nokia no romperá de forma drástica la dinámica productiva de la compañía de infraestructuras. De entrada, mantendrá la presencia del grupo de ingeniería alemán durante un período de tiempo razonable. “Se eliminará gradualmente”, afirma en un comunicado. El nuevo nombre y marca de la empresa no se dará a conocer hasta que no se finalice la transacción.

Tampoco modificará el actual equipo gestor de NSN --con Rajeev Suri de consejero delegado y Jesper Ovesen como presidente ejecutivo-- ni su distribución territorial entre Alemania y Finlandia. Mientras la sede social se encuentra cerca de las dependencias de Nokia en la localidad de Espoo, la empresa de infraestructuras tiene una presencia destacada en ciudades como Munich.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad