Valencia pierde su último lazo con la Copa América

stop

VELA

Los integrantes del equipo de vela Green Comm

18 de abril de 2012 (19:05 CET)

La relación de la Copa América de vela con Valencia ya es historia. La ciudad ni siquiera tendrá un vínculo lejano con la competición que se celebró en aguas valencianas en 2007 y 2010. Esta vez, 54 millones de euros tienen la culpa. Su último aliado, el sindicato hispano-italiano Green Comm, asociado con al Club Náutico de Valencia, ha hecho oficial su renuncia debido a la falta de patrocinio.

Green Comm, que competía bajo bandera española, no ha conseguido recaudar los 54 millones de euros que le permitirían competir en las series mundiales de este año y la Copa América que se celebrará en Estados Unidos en agosto de 2013. Ni tenía fondos para construir los dos catamaranes necesarios ni los cerca de 200.000 euros que costaría la inscripción previa.

Acuerdos italianos

El velero repliega velas ahora pese a que el presidente del Green Comm, Francesco de Leo, llegó a acuerdos de colaboración con el gobierno regional de Lombardía y el Circolo de Vela Gargnano a finales de 2011. Una colaboración que se anunció a bombo y platillo. El sindicato se convertía así en la imagen que daría la vuelta al mundo de la Expo de Milán en 2015.

Mientras, el Club Náutico de Valencia, que preside Manuel Pons, se convertiría en su base de operaciones y un puerto para sus infraestructuras. Valencia aún mantenía un pequeño lazo con la Copa América.

El sindicato participó con normalidad en las series mundiales de 2011 en Cascais, Plymouth y San Diego con resultados notables. Sin embargo, nunca mostró una estructura deportiva firme ni tampoco financiera. Las malas han llegado ahora desde las regatas de Nápoles. Allí no ha comparecido el equipo, una ausencia acompañada de una renuncia definitiva.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad