Nuevo ataque a la casa del juez Pablo Llarena

Arran, la organización juvenil de la CUP, pinta de amarillo la entrada del edificio de Sant Cugat donde vive la familia del juez Pablo Llarena