Agbar prepara una reestructuración interna y eliminará 200 puestos de trabajo

11 de febrero de 2010 (21:46 CET)

Aguas de Barcelona, Agbar, prepara una reestructuración de su plantilla que se traducirá en unas 130 prejubilaciones, recolocaciones internas en otras empresas del grupo e, inevitablemente, despidos. Según ha podido saber ED de fuentes próximas a la empresa, la dirección de la compañía intenta que la salida de estos empleados sea lo menos traumática posible y por ello ha empezado a negociar con los sindicatos las condiciones de este reajuste.

La reestructuración afectará también a los altos directivos de la empresa, una treintena de los cuales serán obligados a dejar su puesto de trabajo. Y es que algunos cálculos no confirmados, indicarían que sólo un 20% de la plantilla genera el 80% de los costes laborales.

La noticia se produce el mismo día en que Agbar ha enviado un comunicado a la CNMV pidiendo al organismo regulador que autorice la OPA de exclusión que aprobaron en enero los accionistas de la empresa y hace unos días el consejo de administración de la empresa para facilitar la entrada de Suez en su capital. Esta medida, pues, será la primera que aparentemente tome la francesa desde que en enero tomara efectivamente el control de la compañía tras el intercambio con la Caixa por el que Suez se hacía con el 75% y la entidad financiera adquirió el 100% de la aseguradora Adeslas.

Esta reestructuración se lleva a cabo en una empresa que, en los nueve primeros meses de 2009, obtuvo un beneficio neto de 135,2 millones y en los que consiguió aumentar los ingresos de explotación un 4%, hasta los 2.417,5 millones. A pesar de ello, su endeudamiento neto creció en 545 millones por las inversiones realizadas ente enero y septiembre, el pago de dividendos a cuenta y complementario del ejercicio 2008 (89,9 millones) y el dividendo extraordinario con cargo a reservas (299,3 millones).
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad