La reducción de flota de Spanair supondrá 300 nuevos despidos

stop

23 de septiembre de 2009 (08:57 CET)

El coste de dejar 10 aviones en tierra no es menor. La medida que tomará Spanair se cobrará al menos 300 puestos de trabajo en los próximos meses según los cálculos de los sindicatos que publica El País.

Los sindicatos calculan que la medida supondrá entre 300 y 500 despidos –la empresa cuenta con algo más de 3.000 empleados-, en el peor de los casos, pese a que la aerolínea ha señalado que no hay nada decidido y que todo depende de la evolución de las negociaciones con los representantes de los trabajadores, a los que pide una reducción de sus salarios. La aerolínea planea optimizar el uso de sus aeronaves haciéndolas volar más horas que en la actualidad con lo que asegura que el número de trabajadores afectados será proporcionalmente inferior al adelgazamiento de la flota.

Spanair aún está en pleno conflicto social por el traslado de la compañía de Palma a Barcelona y que ha supuesto que parte de la plantilla esté abandonando su trabajo de forma voluntaria. De los casi 200 trabajadores que se debían mudar en septiembre, 123 han dejado la empresa y sólo 73 han aceptado, una proporción que la dirección estima que se puede mantener en dos nuevas fases de traslado, que afectarán a 196 y 25 trabajadores respectivamente.

Por otra parte, la aerolínea ha comenzado a negociar con su personal de vuelo una rebaja salarial de entre el 25%, para auxiliares, y el 40%, para pilotos, como parte de su estrategia para regresar a beneficios y afrontar la crisis general que vive el sector. Estas cifras han sido rechazadas por el comité de empresa y pueden generar un nuevo conflicto en el seno de la compañía.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad