Spanair pierde 538.000 viajeros cada mes en el último año

15 de junio de 2010 (18:09 CET)

El traslado a la T-1 del aeropuerto del Prat de Barcelona, llevado a cabo hace justo ahora un año, no ha servido como revulsivo para Spanair. Desde que opera en la nueva terminal, la aerolínea catalana propiedad de Femcat, Fira de Barcelona y Turismo de Barcelona ha perdido ni más ni menos que una media de 538.000 viajeros cada mes desde junio del año pasado.

Así, si entre enero y agosto de 2009 la compañía presidida por Ferran Soriano transportó, según AENA, a 9,47 millones de pasajeros, una media de 1,18 millones al mes, en los últimos once meses, de junio a mayo, sólo ha dado servicio a 7,1 millones de viajeros, es decir, a unos 645.454 al mes.

Parece que las cifras podrían haber sido peores si Spanair no hubiera reforzado su presencia en el Prat, donde ha ganado viajeros. Y es que, al abrir 18 nuevas rutas internacionales, que se sumaron a las 20 ya existentes, la aerolínea catalana transportó en la T-1 a 3,8 millones de pasajeros, unos 233.000 más, y el 53% del total. Algo destacable teniendo en cuenta que, en este periodo, el aeropuerto de Barcelona registró 27,6 millones de viajeros, 70.000 menos que en el año anterior.

A pesar de la aparente pérdida de pasajeros más allá de Catalunya, estas cifras han animado a la compañía a poner en marcha la segunda fase, “la del crecimiento en Europa y el Mediterráneo para construir una red que debe alimentar al aeropuerto de El Prat como hub", afirmó Soriano. De momento, para el presidente de Spanair, el Prat ya es un hub para Spanair porque “ha habido un trasvase de pasajeros hacia Barcelona y hemos conseguido que el único hub de Spanair sea el de Barcelona".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad