Ciudadanos, en la picota por su manera de financiarse

stop

Un grupo de críticos demanda al partido por presunta financiación ilegal "u otro tipo de delito contra la Administración Pública"

José Manuel Villegas, secretario general de Ciudadanos. / EFE

Barcelona, 25 de abril de 2016 (19:15 CET)

El vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, ha asegurado este lunes que no ha habido ningún "traspaso ilícito" de dinero a su partido desde los grupos municipales ni tampoco se ha destinado "un solo euro" para financiar campañas de la formación.

En una rueda de prensa en la sede del partido en Barcelona, Villegas ha negado así las acusaciones recogidas en una denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción de la Plataforma por las Garantías Ciudadanas, según la cual el partido de Albert Rivera podría estarse financiando de manera ilegal "u otro tipo de delito contra la Administración Pública".

Control y vigilancia

Villegas ha insistido en que "no ha salido ni un euro hacia fuentes del partido" al asegurar que ese dinero pertenece a los grupos municipales, "para sus gastos y sus funciones" y, en modo alguno, se destina "a pagar al partido".

Según el número dos de Ciudadanos, la formación tiene mecanismos de "control" y de "vigilancia", y aprenden de los "errores" de otras fuerzas políticas para afrontar esta clase de problemas.

Vulneración de los estatutos

La Plataforma por las Garantías Ciudadanas, creada en octubre de 2014 por militantes y ex afiliados de Ciudadanos críticos con la "vulneración de los estatutos e ideario" del partido, han explicado a Efe fuentes de esta asociación, quiere también poner el acento en la "falta de transparencia", las carencias en democracia interna y los ataques al derecho de defensa de los afiliados.

Aseguran que Ciudadanos es un partido personalista, en el que "todo el mundo obedece al main fuhrer" y, si vas contra esa línea, "te responden con la expulsión".

Dos cuentas bancarias

Por eso, decidieron unirse y dar voz a estas supuestas irregularidades, han señalado esas fuentes, y afirman haber recibido más de un millar de quejas de miembros de Ciudadanos en este sentido de todas las comunidades autónomas.

De acuerdo con la denuncia, registrada hace unas semanas, los grupos municipales de Ciudadanos de municipios de más de 50.000 habitantes tienen "instrucciones" para abrir dos cuentas bancarias, una de ingresos y otra de gastos.

Indicios de trasvase de fondos

La de ingresos -cuyos apoderados, señala la denuncia, son Villegas y Carlos Cuadrado- se abre en una sucursal de Madrid del Banco Popular, y la de gastos en una oficina de esa misma entidad bancaria en la localidad donde se halla el grupo municipal.

A diferencia de lo estipulado en la normativa vigente -añade el texto-, el control de la cuenta de ingresos parece estar en manos del propio partido y no del grupo municipal, lo que significa, han explicado las fuentes de la plataforma, que hay indicios de que puede haber un trasvase de fondos al partido desde las asignaciones públicas a los grupos de los ayuntamientos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad