La Generalitat blinda su propuesta de horarios comerciales

stop

EVITAR LA LIBERALIZACIÓN

Portal de l'Àngel, una de las zonas más comerciales de Barcelona

03 de diciembre de 2012 (19:19 CET)

El Govern de Artur Mas no da su brazo a torcer en el pulso por los horarios comerciales que mantiene contra el Ejecutivo de Mariano Rajoy. Aunque esté en funciones, la comisión permanente del Parlament ha dado luz verde a la tramitación de un proyecto de ley con carácter de urgencia para evitar la liberalización del sector.

En este envite, Convergència i Unió (CiU) cuenta con el apoyo de casi todos los partidos con presencia en el hemiciclo --sólo ha votado en contra el Partido Popular (PP) a la propuesta de este lunes-- y las principales patronales, Pimec Comerç y la Confederació de Comerç de Catalunya (CCC), adscrita a Foment del Treball.

Límites infranqueables

El decreto al que ha dado luz verde la comisión permanente permite abrir un máximo de 72 horas semanales los días laborables y ocho domingos o días festivos en un año. Dos límites infranqueables para las comerciantes catalanes, quienes también exigen que las jornadas “de interés especial que son inalterables en Catalunya” se incluyan en la lista de días que no se puede abrir, ha señalado el secretario general de la CCC, Miguel Ángel Fraile, en declaraciones a Economía Digital. Entre ellas, San Esteban (26 de diciembre) o San Juan (24 de junio).

“El 22% de los comercios catalanes ya abren todos los domingos del año porque están en zonas turísticas o de segundas residencias”, destaca el dirigente patronal. La CCC ha mandado una nota de prensa este mismo lunes en la que asegura que la liberalización de horarios comerciales en Madrid no ha repercutido en la creación de empleo. Afirman que, mientras en Catalunya se ha destruido el 0,3% de la ocupación en el sector, en Madrid se ha perdido cuatro veces más, hasta el 1,3%. Se sitúa por encima de la media española, que es del -1,1%. Unas cifras que son objetivables en el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Respeto de Rajoy

El presidente de Pimec Comercio, Alejandro Goñi, ha destacado que el trámite parlamentario ha servido para “poner freno a las medidas de fuerte contenido ideológico que nos imponían desde el Ejecutivo español”.

Ahora, todos los implicados esperan que el Gobierno de Rajoy respete la legislación catalana y no intente imponer de nuevo a la fuerza unos horarios comerciales diferentes a los que tienen “el apoyo del 90% de los diputados del Parlament”, en palabras de Fraile.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad