Montoro: el déficit fiscal de Cataluña es del 3,75%, frente al 9,57% de Madrid

stop

FINANZAS PÚBLICAS

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y el presidente catalán, Artur Mas

Barcelona, 21 de julio de 2015 (14:18 CET)

¿Es mucho, es sostenible? El Ministerio de Hacienda, que dirige Cristóbal Montoro, ha ofrecido una nueva entrega de las cuentas territorializadas que ha calculado el equipo que dirige Ángel de la Fuente. Y, justo en plena campaña de las elecciones catalanas del 27S, el resultado es que Cataluña, con los datos de 2012, ha reducido su déficit fiscal.

La cifra alcanza los 7.439 millones de euros, el 3,75% del PIB. Un año antes, en 2011, ese déficit era de 8.455 millones, el 4,35% del PIB catalán. 

Por delante de Cataluña se sitúa Madrid, aunque una parte de los economistas catalanes consideran que se debe al llamado efecto sede. Al margen de esa consideración, y teniendo en cuenta el método de cálculo de De la Fuente, que se basa en las prestaciones públicas que benefician a cada ciudadano, Madrid presenta un mayor déficit fiscal, con 19.015 millones, el 9,57% de su PIB.

Flujo monetario o carga-beneficio

Una parte de la comunidad científica presenta datos diferentes. Los que maneja la Generalitat de Cataluña sitúan el desfase fiscal en una mayor proporción. Y, con las cifras de 2011, calculó el déficit fiscal en 15.006 millones, el 7,7% del PIB.

Sin embargo, esos datos se conseguían a través del método del flujo monetario, que tiene en cuenta el gasto del Estado en Cataluña, sin aludir a los servicios que presta para el conjunto de España, y que se sitúan en otras comunidades, como Exteriores, o Defensa.

Obedeciendo a esos gastos comunes, la propia Generalitat reducía el déficit fiscal al 5,7% del PIB, unos 11.087 millones de euros, utilizando el método conocido como de carga-beneficio que es con el que trabaja el equipo de De la Fuente.

Baleares, por detrás de Madrid

En cualquier caso, la realidad es evidente: existe un desfase entre las comunidades que más aportan al conjunto y las que más reciben, una característica que se produce en otros países, como suele recordar De la Fuente.

El Ministerio considera que se trata de "un esfuerzo notable de transparencia". Por detrás de Madrid se sitúa Baleares, con un déficit del 5,08% del PIB, unos 1.330 millones de euros, y Cataluña.

Ahora bien, en el otro lado aparecen las comunidades que más se beneefician. Y aquí también se trata de un clásivo. Tras Ceuta y Melilla, que cuentan con un superávit del 24,49% de su PIB, llega Extremadura, con 2.655 millones de euros, lo que representa el 15,60% del PIB. Tras los extremeños, aparece Canarias, con el 8,58% del PIB.

Todas las comunidades se mueven

El estudio llega justo en un momento electoral, y con la necesidad de poner en marcha un nuevo modelo de financiación autonómica, tal y como ha sugerido el propio Montoro.

Todas las comunidades se están moviendo, y se da la circusntancia –como no puede ser de otra manera-- de que la Generalitat quiere apoyarse en la Comunidad de Madrid, siguiendo los pasos de Cristina Cifuentes, para mejorar la situación. El conseller de Economía catalán, Andreu Mas-Colell, ha pedido que se tenga en cuenta el coste de la vida, que en Cataluña es superior al de otras comunidades. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad