Prenafeta, ex mano derecha de Pujol: "He de vivir de mi pensión"

stop

COMISIÓN DEL FRAUDE FISCAL

Redacción

Los dos hombres fuertes de los gobiernos de Pujol, Macià Alavedra (izquierda) y Lluis Prenafeta (derecha) en la comisión del fraude fiscal
Los dos hombres fuertes de los gobiernos de Pujol, Macià Alavedra (izquierda) y Lluis Prenafeta (derecha) en la comisión del fraude fiscal

en Barcelona, 02 de junio de 2015 (16:04 CET)

Dos de los hombres fuertes en los gobiernos de Jordi Pujol siguieron la estela de su líder y se sentaron este martes ante la comisión de investigación sobre el fraude fiscal en el Parlament de Cataluña. Lluís Prenafeta y Macià Alavedra han defendido a capa y espada la pulcritud al ejercer de intermediarios en varias operaciones que derivaron en el caso Pretória. "Mire los éxitos que he cosechado que debo vivir de mi pensión", sentenció el primero de ellos para demostrar que no cobró ninguna comisión ilegal.

El por entonces juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón no consideró que existiera tal limpieza en su intervención cuando los detuvo, en mayo de 2010, acusados por tráfico de influencias y blanqueo de capitales. Pasaron varios meses en la cárcel y salieron finalmente con fianzas de casi un millón de euros.

El caso Pretória sigue abierto cinco años después del inicio de su instrucción. El mayor daño a dos de los que fueron los hombres más poderosos de Cataluña ya está hecho. Han pasado a la historia las imágenes de ambos junto al ex alcalde socialista de Santa Coloma de Gramanet, Bartomeu Muñoz, y el supuesto cerebro de la trama, Luis García (Luigi), saliendo esposados de una furgoneta policial con sus pertenencias en una bolsa de basura.

Función de interme
diarios

Alavedra aseguró en el Parlament que para él fue una "sorpresa" que Garzón "vistiera" el caso Pretória como una operación urbanística fraudulenta cuando su papel en la causa se limitó a completar un "negocio de intermediación entre dos privados en el que no intervenía ninguna administración pública". Manifestó a los diputados catalanes que conoció a Muñoz "en el hotel de cinco estrellas", en alusión a la prisión.

Siguió esta misma línea Prenafeta al alegar que el trabajo de intermediario es "más viejo que el caminar". Eso sí, reconoció que había cobrado por facilitar dos operaciones con Alstom y Siemens en el extranjero de forma "legal". "Sí, he tenido cuentas en el extranjero, todo procede de mis empresas y está regularizado", señaló a su vez Alavedra.

Defensa de Pujol

Ambos también coincidieron en defender el legado de Jordi Pujol.

Prenafeta fue un paso más allá al asegurar que tiene un "altísimo concepto del presidente Pujol. Fue amigo mío y siempre lo seré, no se merece la lapidación de la que ha sido objeto". Cargó, asimismo, contra los periodistas por ser "parásitos".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad