Repsol hace caja con los primeros bonos de YPF

stop

La compañía vende a JPMorgan el mayor de los bloques del paquete por unos 2.000 millones de euros, más de la mitad de lo que pagó Argentina por la expropiación

Antoni Brufau interviene en la junta general de accionistas I EFE

09 de mayo de 2014 (20:48 CET)

Repsol ha vendido a JPMorgan por 2.813 millones de dólares (unos 2.045 millones de euros) el mayor de los tres bloques de bonos entregados por el Gobierno argentino como parte de la indemnización por la expropiación del 51% de YPF.

La transacción, que afecta a los bonos Bonar 24 y que no tendrá impacto en las cuentas de resultados de la compañía española, quedará previsiblemente cerrada el próximo martes 13 de mayo y afecta al único de los tres bloques de bonos que no cotiza, según una nota remitida por la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Repsol tendrá restringida la venta a terceros del resto de bonos entregados por Argentina durante un periodo de siete días.

Monetización

Tras la operación, la deuda de 3.600 millones de euros reconocida por el Gobierno argentino para compensar a Repsol queda reducida a unos 1.600 millones de euros.

Los bonos argentinos alcanzaban un valor de cotización en el mercado cercano a los 5.250 millones de dólares (3.780 millones de euros), según fuentes del sector, con lo que la compañía española cumpliría con creces los objetivos de monetización planteados.

En busca de activos seguros

Repsol recibió ayer los bonos, con un valor nominal de 5.317 millones de dólares, y a partir de ahora inicia un nuevo capítulo en el que se propone monetizar estos instrumentos en un plazo máximo de dos años y analizar la compra de activos en la OCDE.

La compañía buscará además activos que se encuentren en áreas útiles como plataformas de crecimiento y que permitan aumentar la capacidad de la compañía.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad