Los auditores dudan de las cuentas de Díaz Ferrán

27 de enero de 2010 (13:43 CET)

Los números de Viajes Marsans, propiedad de Gerardo Díaz Ferrán, no cuadran y así lo hizo saber Pricewaterhouse Coopers, que ha puesto en duda las cuentas anuales de la empresa, que abarcan el 1 de marzo de 2008 al 28 de febrero de 2009.

Según informa Expansión este miércoles, los auditores no pudieron expresar una opinión sobre la situación económica de Viajes Marsans porque el grupo tenía saldos a cobrar por 200,6 millones de euros y había otorgado garantías valoradas en 212,6 millones a Teinver, Air Comet y Astra, cuyo futuro, según los auditores, podría verse condicionado.

Esta apreciación resultó profética puesto que se da la circunstancia que la auditoría se cerró en noviembre, justo un mes antes de que Air Comet cerrara por el embargo de sus aviones decretado por un juez británico.
La agencia de viajes prestó otros 200 millones a varias filiales del grupo y su principal deudor (precisamente con esa cantidad) es Teinver, una sociedad instrumental de Díaz Ferrán y su socio Gonzalo Pascual, que derivó el dinero prestado a Air Comet.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad