El Govern centralizará varias consejerías en un solo edificio

stop

Andreu Mas-Colell anuncia que la búsqueda de una nueva ubicación cerca de la Ciudad de la Justicia de Barcelona implicará el traslado de Economia y Empresa

16 de junio de 2014 (13:36 CET)

La Generalitat de Catalunya dispondrá de más patrimonio para privatizar. El responsable de Economia i Coneixement, Andreu Mas-Colell, ha anunciado este lunes que el edificio que el Govern pretende arrendar cerca de la Ciudad de la Justicia, en el límite entre Barcelona y Hospitalet del Llobregat, implicará el traslado del departamento que dirige y de “otras consejerías”. En su discurso, ha señalado que “lo más lógico” era que se trasladaran con ellos el departamento de Empresa i Ocupació, liderado actualmente por Felip Puig, y algunas otras dependencias.

Mas-Colell ha recordado que sólo el departamento que lidera está repartido entre cinco dependencias distintas --según las responsabilidades de cada una de ellas-- y que el esquema de trabajo es poco práctico. Hecho que también se repite, según sus declaraciones, en las otras consejerías susceptibles de ser trasladadas.

Concurso público

Los planes exactos del Gobierno liderado por Artur Mas sobre la reestructuración patrimonial aún no se han hecho públicos. El President se ha limitado a convocar un concurso para completar la “primera operación de concentración de sedes administrativas en un inmueble nuevo, de alta capacidad, eficiente arquitectónicamente y energéticamente y con precios competitivos”, tal y como afirmó en una nota a los medios el pasado cuatro de junio.

Los interesados en concurrir tienen hasta el 18 de julio para presentar una oferta. Deben ser propietarios de uno o varios edificios (a una distancia máxima de 30 metros) de entre 20.000 y 35.000 metros cuadrados por los que la Generalitat pagará como mucho 10 euros por metro cuadrado durante un mínimo de 10 años, prorrogables a otros 10. Pueden estar situados tanto cerca de la Ciudad de la Justicia como en el distrito de Sants-Montjuïc, sin contar el recinto portuario. Es decir, la zona de la ciudad que conecta los dos recintos de Fira Barcelona.

¿Cambio de usos?

Las condiciones económicas del contrato son muy rentables, según fuentes del sector, si se comparan con los inmuebles actuales que ocupan las dependencias de Economia i Coneixement y Empresa i Ocupació. Se trata de edificios situados en las zonas más caras de la capital catalana, como la milla de oro de la ciudad, Passeig de Gràcia, o cerca de este eje comercial, Rambla de Catalunya.

La unificación de actividades en un nuevo inmueble también abre la puerta a un posible cambio de usos si la Generalitat vende alguno de estos edificio, hecho que añade valor al traspaso. El Gobierno de Mas intenta hacer caja con el patrimonio del Ejecutivo desde 2012. Los ingresos que consiga con esta vía serán básicos para cumplir con el ajuste fijado en el Presupuesto de 2014. La parte económica es tan importante que tendrá más peso que la técnica en las ofertas que reciba para alquilar el nuevo inmueble.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad